Malasia da el primer paso para la retirada de la pena de muerte en casos de tráfico de drogas

Mexicanos condenados a muerte en Malasia por tráfico de droga. / Efe

Amnistia Internacional celebra la medida, que aún debe ser ratificada por el Parlamento

REUTERS/EPKUALA LUMPUR

Los miembros del Gobierno de Malasia han aprobado este lunes por unanimidad la retirada de la pena de muerte por delitos de tráfico de drogas, una medida que todavía tiene que ser ratificada por el Parlamento.

Las autoridades malasias han acordado modificar la Ley de Drogas Peligrosas de 1952 para que los tribunales puedan decidir si condenan o no a la pena capital en los casos de delitos de tráfico de drogas, según ha contado Azalina Othman, ministra en la oficina del primer ministro del país, Najib Razak.

La pena de muerte es de aplicación obligatoria actualmente en la justicia malasia para los casos de asesinato y tráfico de drogas, entre otros delitos. Un total de 651 malasios han sido condenados a pena de muerte desde 1992, la mayoría de las veces por delitos relacionados con drogas, ha añadido la ministra.

En marzo, Amnistía Internacional situó a Malasia en el décimo puesto de la clasificación con los 23 países que aplicaron la pena capital en 2016.

"Celebramos el anuncio de cambios en la obligatoriedad de la pena de muerte por tráfico de drogas, pero sólo puede considerarse como un primer paso hacia una abolición absoluta", ha declarado Shamini Darshni Kaliemuthu, directora ejecutiva de Amnistía Internacional en Malasia.

Todavía no hay fechas para la tramitación parlamentaria de esta medida, pero se prevé que sea ratificada por los parlamentarios malasios.

Fotos