Chiquito de la Calzada sufrió una angina de pecho y se le hará un cateterismo

Chiquito de la Calzada, durante un acto. /Miguel Ángel Molina (Efe)
Chiquito de la Calzada, durante un acto. / Miguel Ángel Molina (Efe)

El cómico ya estuvo hospitalizado en una ocasión reciente durante tres días, pero entonces fue tras sufrir una caída

EFEMálaga

El humorista malagueño Chiquito de la Calzada, de 85 años, sufrió una angina de pecho, lo que motivó su ingreso hospitalario la pasada semana, y ahora está pendiente de la estabilización de su estado de salud para someterse a un cateterismo cardíaco, según han informado hoy fuentes sanitarias.

El artista permanece en el Hospital Regional de Málaga, donde se le practican pruebas diagnósticas mientras se estabiliza y, cuando ello se consiga, se le hará el cateterismo. El cómico ya estuvo hospitalizado en una ocasión reciente durante tres días, pero entonces fue tras sufrir una caída, por la que tuvo que ser rescatado el pasado 14 de octubre en su vivienda.

Tras permanecer ingresado en el mismo centro que ahora, recibió el alta médica al presentar una buena evolución. Sus familiares tuvieron que avisar el 14 de octubre a los bomberos porque el humorista no respondía y no podían entrar a la vivienda, en Málaga capital, al estar las llaves puestas por dentro. Al acceder a la vivienda, lo encontraron en el suelo sin poder levantarse, por lo que fue trasladado al centro sanitario, donde ingresó en urgencias y posteriormente pasó a planta.

Poco después señaló en su cuenta de Twitter que había tenido "una pequeña caídita de Roma, pero la cosa pinta bien" y en otro tuit añadía: "Solo ha sido una caída físicamente". Durante aquellos días recibió numerosas muestras de cariño a través de redes sociales, entre ellas de la Guardia Civil y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre.

El humorista, cuyo nombre real es Gregorio Esteban Sánchez Fernández, nació en 1932 en el barrio de la Trinidad, en Málaga, en el lugar conocido como Calzada de la Trinidad, de ahí su nombre artístico. A los ocho años tuvo su primer contacto con el flamenco y, aunque participó en numerosos cuadros flamencos con artistas de talla mundial, la fama le llegó a los 62 años por sus dotes para el humor, en el que inventó un nuevo lenguaje y estilo, con gran éxito de público.

Fue nombrado hijo predilecto de la provincia de Málaga el pasado año, reconocimiento que consideró "una alegría y un honor", y también fue premiado por la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos) en reconocimiento a su trayectoria, en la que ha llevado el hombre de Málaga y la Costa del Sol a gala.

Fotos