El PSOE dice que derogar la reforma laboral del PP aportaría 4.650 millones para pensiones

Pedro Sánchez./Luca Piergiovanni (Efe)
Pedro Sánchez. / Luca Piergiovanni (Efe)

Presenta unos Presupuestos alternativos con 8.000 millones más de gasto del Estado y subidas de impuestos a grandes empresas, rentas altas y carburantes

Amparo Estrada
AMPARO ESTRADAMadrid

El proyecto alternativo de Presupuestos del PSOE plantea una solución sobre el papel para el déficit de la Seguridad Social. El secretario general del partido, Pedro Sánchez, defendió hoy que derogar la reforma laboral del PP permitiría subidas de salarios y,en consecuencia, cotizaciones más altas que aportarían 4.650 millones de euros más a las arcas de la Seguridad Social. Sus cuentas suman otros 3.500 millones por la creación anual de medio millón de empleos «como los actuales (precarios, alta temporalidad y salarios bajos)». La financiación por el Estado de tarifas planas y otras reducciones de cotizaciones ahorraría 4.300 millones y otros 1.145 millones procederían de medidas como el destope de las cotizaciones, a lo que se sumarían los 2.000 millones por dos nuevos impuestos (a la banca y sobre las transacciones financieras). En total, 15.595 millones con los que concluyen que el déficit «está resuelto» y permite, además, actualizar todas las pensiones con el IPC.

También propone aumentar el gasto del Estado en casi 8.000 millones de euros, que beneficiarían «directamente» a 16 millones de personas, de los que cuatro millones serían jóvenes, según aseguró Pedro Sánchez. Ese incremento del gasto iría principalmente a instaurar una renta mínima vital (2.400 millones), a políticas activas de empleo (1.100 millones) y a Educación (986 millones con los que prometen que las becas lleguen a 300.000 estudiantes más y que se creen 106.000 nuevas plazas públicas para niños de 0 a 3 años).

Sánchez explicó que han elaborado la propuesta con una limitación previa que es cumplir con el objetivo de déficit y de regla de gasto acordados con la Comisión Europea. Por lo tanto, para aumentar el gasto necesitan también elevar los ingresos. Para ello, el PSOEplantea incrementar el tipo efectivo en el Impuesto sobre Sociedades de las grandes empresas hasta el 15% (actualmente su tipo efectivo en promedio es del 7,3% frente al 12,2% que soportan las pymes); con ello ingresarían 4.000 millones. La subida del IRPF a partir de 150.000 euros y la equiparación de las rentas del capital y del trabajo aportarían otros 1.900 millones de euros. Por último, la lucha contra el fraude fiscal permitiría incrementar los ingresos en 1.500 millones, según las cuentas socialistas, y la tributación medioambiental daría los últimos 600 millones que cubrirían el aumento del gasto.

Contenido Patrocinado

Fotos