El Ibex-35 remonta un 0,60% a pesar de la banca

Paneles del Ibex-35./EFE
Paneles del Ibex-35. / EFE

En el parqué madrileño solo seis valores acabaron la sesión en rojo y el sector bancario fue el que peor comportamiento tuvo frenando al selectivo

ESTHER GARCÍA LÓPEZMadrid

La bolsa española abrió hoy con un ligero sobresalto. Solo 33 valores del Ibex-35 cotizaron en la apertura al suspender la CNMV las acciones de Aena y Abertis, tras la posibilidad de que el gestor aeroportuario lanzara una contraopa sobre la gestora de autopistas. Pasadas las 11.00 horas volvieron al parqué después de que Aena rechazara la operación. A pesar de ello, la sesión fue positiva para el Ibex-35 que, después de tres jornadas con pérdidas, remontó un 0,60% situándose en los 10.588 puntos, muy cerca de reconquistar la cota psicológica de los 10.600.

En las plazas europeas se pasó del pleno al rojo del martes al verde intenso de hoy. Todos los valores registraron subidas. El Cac 40 de París lideraba las ganancias con una subida del 0,83%, seguido por el Ftse Mib de Milán (+0,57%), el Ftse 100 de Londres (+0,55%) y el Dax 30 de Fráncfort (+0,17%).

En el parqué madrileño solo seis valores acabaron la sesión en rojo y el sector bancario fue el que peor comportamiento tuvo frenando al selectivo. Dia lideró las pérdidas con un retroceso del 1,96%, seguido por Bankia (-0,95%), Banco Santander (-0,51%), Gamesa (-0,17%), CaixaBank (-0,14%) y Bankinter (-0,10%).

La suspensión por parte de la CNMV de Abertis y Aena benefició al gestor aeroportuario ya que fue el segundo valor que más subió, un 2,29%, por detrás de ArcelorMittal que lideró las ganancias con un 2,57%. Seguían a estos valores ACS (+2,00%), Acciona (+1,78%) e Iberdrola (1,69%). Abertis acabó la sesión remontando un 0,15%.

La CNMV decidió levantar la suspensión de las dos empresas después de que el consejo de Enaire, sociedad con la que el Gobierno controla el 51% de Aena, optara por rechazar la compra de Abertis por el gestor aeroportuario, lo que habría supuesto lanzar una contraopa que mejorara las condiciones del grupo italiano Atlantia de 16,5 euros por acción.

Por su parte, Wall Street cerró el martes con signo mixto. El Dow Jones cedió un 0,25%, el S&P500 remontó un 0,06% y el Nasdaq lo hizo un 0,47%. Por lo que respecta a Asia, el Nikkei ha subido hoy una décima mientras que la Bolsa de Shangai ganó cerca de un 1,5%.

En la bolsa española hoy ha sido una jornada de transición en la presentación de resultados empresariales del segundo trimestre del año, mientras se espera que mañana presente sus cuentas Iberdrola.

Entre las empresas del otro lado del Atlántico que han dado a conocer hoy sus 'números' destaca Morgan Stanley que obtuvo un beneficio neto de 1.524 millones de euros en el segundo trimestre del año, lo que supone un incremento del 11% respecto al mismo periodo del año anterior. Su cifra de negocio aumentó un 6,6% y alcanzó los 8.244 millones de euros. 

IBM consiguió un beneficio neto en el segundo trimestre del año de 2.021 millones de euros, lo que supone un retroceso del 6,9% respecto a lo obtenido en el mismo periodo de 2016.

De las compañías europeas ha destacado Volvo, que ha duplicado sus beneficios de enero a junio, situándose en 1.132 millones de euros, frente a los 604 millones del mismo periodo del año anterior.

Materias primas y divisas

En el mercado de materias, primas el precio del petróleo empezó a remontar a media tarde cuando se conoció que las reservas de crudo en Estados Unidos han caído más de lo previsto. El precio del barril de Brent superó los 49 dólares y el barril tipo West Texas, de referencia en Estados Unidos, sobrepasó los 47 dólares.

En el mercado de divisas el euro, tras alcanzar ayer máximos anuales, ha frenado su remontada y se intercambia por encima de los 1,15 dólares. El billete verde sigue debilitado por la escasa eficacia de Donald Trump al llevar a cabo sus reformas prometidas en la campaña electoral, entre ellas, acabar con el Obamacare y ejecutar su política fiscal. Y de esta debilidad sigue beneficiándose el oro que continúa con su escalada, hoy por encima de los 1.240 dólares por onza.

En el mercado de deuda, los inversores esperan con atención la reunión que el Consejo de Gobierno del BCE celebrará mañana y que puede tener efectos sobre el mercado de bonos dependiendo de lo que diga Mario Draghi. Si sugiere que el BCE se está planteando iniciar el proceso de marcha atrás de sus políticas monetarias expansivas puede producirse un fuerte repunte de las rentabilidades de los bonos, lo que generaría tensiones en los mercados de renta variable de la zona euro. Pero si Draghi se muestra precavido, los bonos podrían subir y las rentabilidades caer, lo que según los analistas de Link Securities, "impulsará en bolsa a los valores de corte defensivo y penalizará el comportamiento de los bancos, al menos en el corto plazo".

Hoy la prima de riesgo ha subido hasta los 101 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 1,55%.

Contenido Patrocinado

Fotos