Masters femenino

Muguruza moja la pólvora de Ostapenko

Garbiñe Muguruza. /Efe
Garbiñe Muguruza. / Efe

La hispano-venezolana arranca con victoria el Torneo de Maestras ante la campeona de Roland Garros

MANUEL SÁNCHEZ GÓMEZ

Garbiñe Muguruza vengó la pasada derrota en Wuhan (China) ante Jelena Ostapenko con una sólida victoria ante la letona (6-3 y 6-4) en poco más de una hora. La española arrancó con un triunfo su participación en las Finales WTA de Singapur al parar la sangría de golpes ganadores de Ostapenko (15) y cometer menos errores no forzados (5 por 10).

No tuvo problemas Muguruza para contrarrestar el juego de la actual campeona de Roland Garros. Ostapenko fía su juego a la precisión, esa capaz tanto de darle un título en París o fallarle en su debut en la cita más exclusiva del curso. La española de origen venezolano variaba alturas y no podía dejar que Ostapenko cargase el cañón que tiene como derecha. Las bolas a media pista o demasiado altas eran caramelos para la letona, que no tenía problemas para encontrar las líneas cuando la situación era favorable. Su problema llegó cuando Muguruza le obligó a correr. Ella estaba cómoda cuando los puntos duraban un suspiro, pero Muguruza es más versátil y capaz de moverse en diferentes estilos.

El juego destructivo de la letona le llevó a convertir el partido en una noria. Muguruza consiguió la rotura desde el 30-0 en el cuarto juego, pero cedió su saque en el séptimo. Otra rotura más, a una Ostapenko desesperada con su segundo servicio (porcentajes cercanos al 35 %), provocó la ventaja de la española (6-3).

Mentalmente Ostapenko estaba fuera y los puntos se desangraban en el marcador. En cuestión de minutos se puso 5-1 y pareció que estaba todo hecho. Pero la noria de Ostapenko volvió a rodar, y la brecha se redujo hasta el 5-4. Ahí, Muguruza conectó dos grandes servicios y un buen "rally" para conseguir sus dos primeros puntos de partido, que avivaron a Ostapenko. La letona los suprimió, pero al tercero, Muguruza cerró su primer triunfo en un torneo que ya la vio en semifinales en 2015.

Con este triunfo, Muguruza suma 160 puntos en el ránking, por lo que mete más presión a Simona Halep, que tendrá que igualar el resultado de la española para no ver peligrar su número uno, que acechan hasta siete tenistas en la ciudad asiática.

En el otro partido del grupo blanco, Karolina Pliskova derrotó a Venus Williams en dos cómodos sets (6-2 y 6-2). La checa, que está entre las candidatas a acabar como número uno del mundo el año, toma la delantera en el grupo de las pegadoras y pone en el ojo del huracán el enfrentamiento ante Muguruza. De ese duelo, puede salir la primera clasificada del grupo, un puesto de máxima importancia en función de los resultados y los cruces que habrá en semifinales.

Fotos