Leonoticias

El valdeonés Julio Cernuda saborea la meta del Tor des Geants, el trail más duro del mundo

Julio Cernuda, durante la prueba
Julio Cernuda, durante la prueba
  • El corredor leonés partía entre los favoritos para alcanzar la victoria final en los míticos 332 kilómetros de los Alpes, pero se vio mermado por problemas físicos, logrando el puesto 53

El valdeonés Julio Cernuda, corredor de trail de montaña, consiguió finalizar en las últimas horas el mítico y duro Tor des Geants, que se celebra en los Alpes italianos, tras realizar un esfuerzo sobrehumano. Todo ello en una edición en la que partía como uno de los favoritos pero que se truncó sobre la mitad del recorrido, de 330 kilómetros y 24.000 metros de desnivel, por problemas físicos. Finalmente, concluyó el trazado en la medianoche de este viernes, en el puesto 53, tras emplear 110 horas, lejos de las 75 que dedicó el campeón de esta séptima edición, el italiano Oliviero Bassotelli, quien cruzó la meta el miércoles. Su compatriota Lisa Borzani lo hizo, en categoría femenina, en 91 horas y 9 minutos.

Cernuda, que el pasado año fue décimo, surcó durante varios días las faldas de los gigantes Mont Blanc, Monte Rosa, Gran Paradiso y Cervino, si bien la segunda mitad del trazado no lo pudo hacer en las mejores condiciones. Eso no le impidió demostrar su orgullo y concluir la carrera.

Con 770 dorsales recogidos en la salida del domingo, a partir de la segunda mitad surgió la fuerza de Bassotelli, que se puso por delante y empezó a marcar diferencias, dejando claro ya para el tercio final que la carrera sería suya salvo sorpresas. Tras él marcharon durante muchos kilómetros tres españoles en grupo: Óscar Pérez, Pablo Criado y el asturiano Julio Cernuda, radicado desde hace años en la localidad de Santa Marina de Valdeón, en Picos de Europa. Por desgracia, el leonés de acogida no pudo seguir el ritmo hasta el final por problemas físicos y se descolgó, con el único objetivo de luchar para cruzar su particular meta.

Aunque el Tor des Geants no reparte premios en metálico, su pelotón de carrera es el más curtido en la alta montaña. Prueba de ello es que tras las primeras 73 horas de carrera, o lo que es lo mismo, tres días sin parar de correr, apenas se habían retirado un puñado de ultreros.

En la meta entró Oliviero Bassotelli con algo más de 75 horas, mientras que la llegada del segundo clasificado, Óscar Perez, se produjo seis hora más tarde. Pablo Criado completó el podio tras una pugna con el francés Enric Roseecourt, seguramente en las posiciones en que habría luchado Cernuda de no ser por sus problemas físicos.

Una vida entre la hostelería y la alta montaña

Pocos conocen las alturas como Julio Cernuda, cuya preparación anual se basa en poder correr esta mítica carrera. Se dedica a la hostelería en Santa Marina de Valdeón, donde posee un albergue junto a su pareja. Una zona de la que se enamoró hace años, gracias también a su afición a la alta montaña. Es corredor de trails, carreras que durante horas recorren las zonas más abruptas de los sistemas montañosos. Él mismo organiza la Transvaldeónica, que se celebra el último fin de semana de agosto, con unos 300 inscritos, 28 kilómetros y 4.200 metros de desnivel. En declaraciones a Ical, señaló que el Tor des Geants es la carrera más dura, “con sus días y noches”. Acaba de fichar por el equipo inglés ‘Montane’, lo que le permitió volver a disputar desde el domingo esta emblemática prueba para la que se prepara casi a diario en Picos de Europa.

No obstante, señala que “como correr en Picos no hay nada en España”. “Me gusta un recorrido con desnivel y técnico, sinuoso. Pero con control. Ya me he pegado varias leches”. En esta ocasión, problemas físicos le han impedido luchar por posiciones más altas en las que, a buen seguro, hubiera obtenido un mayor reconocimiento a su esfuerzo.