Leonoticias

LIGA DE CAMPEONES

El Legia suspende los viajes al extranjero para sus aficionados

Los ultras del Legia, en su visita a Madrid.
Los ultras del Legia, en su visita a Madrid. / Efe
  • Los violentos incidentes de los ultras polacos en Madrid se saldan con 12 heridos y 13 detenidos, entre ellos, el líder de una de las facciones radicales

Tras los violentos incidentes protagonizados por los ultras del Legia de Varsovia en Madrid, saldados con 12 heridos leves y 13 detenidos, el club polaco decidió este miércoles suspender los viajes organizados para sus aficionados en los desplazamientos al extranjero. Uno de los radicales arrestados el martes es un conocido líder de una de las facciones de los ultras del Legia, reconocido por la Policía en una grabación de las cámaras de seguridad en las inmediaciones del Santiago Bernabéu.

Entre la docena de heridos se encuentran dos agentes de la Policía Nacional y uno de la Policía Municipal. Entre los detenidos, siete fueron arrestados, tras una pelea con las Fuerzas de Seguridad, por «atentado contra la autoridad, daños, resistencia y desobeciencia, lesiones y desórdenes públicos». En el centro de Madrid fueron arrestados otros dos hinchas por robo con violencia e intimidación en una tienda y otro por un incidente en un restaurante, mientras que la madrugada anterior previa al partido entre el campeón de Europa y el Legia tres más por destrozos en un bar y por robar y agredir a las camareras de dicho local en el barrio de Aluche.

Como consecuencia de los enfrentamientos entre los ultras y los antidisturbios de la Policía en los aledaños del estadio del Real Madrid, donde los radicales lanzaron botellas de vidrio y vallas a los agentes, varios de los cuales fueron agredidos también a puñetazos y patadas, el Legia anunció que no organizará más viajes de sus hinchas fuera de Polonia. El próximo partido de Liga de Campeones que disputará el Legia será en su estadio y de nuevo contra el Real Madrid, el 2 de noviembre, pero deberá disputarlo sin público, a puerta cerrada, tras la sanción impuesta por la UEFA por enfrentarse sus ultras a la Policía y rociar con gas pimienta a los agentes durante su partido ante el Borussia Dortmund.

El siguiente choque del Legia a domicilio será el 22 de noviembre, contra el equipo alemán, en el estadio del Dortmund, donde supuestamente no deberían estar presentes los radicales polacos, considerados entre los más violentos y peligrosos de Europa. El portavoz del Legia, Seweryn Dmowski, asegura que el club ha adoptado la decisión de anular los desplazamientos organizados al extranjero, «de manera unilateral y sin injerencia de la UEFA».

«No puede ser que porque vengan 3.000 personas tengamos que poner a 2.000 efectivos en la calle para que nos destrocen, nos amedrenten a todos y nos peguen», lamentó este miércoles la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, que felicitó a la Policía por su actuación y se congratuló por el dispositivo desplegado ante la llegada de los temidos ultras polacos a la capital, que resultó ser «un enorme éxito, ya que en otros países, como Italia, los resultados han sido mucho peores».