Leonoticias

Polémica, remontada y paso firme

fotogalería

Atlético Bembibre y Astorga vivieron un derbi de intensidad. / Aitor Olano

  • El derbi entre Bembibre y Astorga no defrauda y genera emoción e intensidad con victoria final para los maragatos

Había ganas de que volviera uno de los partidos más intensos de la provincia de León. Hablar de partido entre Atlético Bembibre y Atlético Astorga es sinónimo de emoción y el de este domingo no ha sido para menos.

Los maragatos se han llevado la victoria final, por 1-2, remontando el tanto inicial de las águilas en un encuentro donde no ha faltado la polémica arbitral.

Desde los primeros compases, ambos contendientes salieron a por la victoria, y las ocasiones no tardaban en llegar. No fueron claras, pero ya se empezaba a vislumbrar que el que quisiera la victoria tendría que dejarse la piel en el terreno de juego.

No fue la piel, sino la mano, lo que dejó Pablo fuera del área en el minuto 15 del primer acto, cuando Cueto encaraba la portería para poner el primer tanto del partido. El colegiado sancionó la acción, pero tan solo mostró la amarilla al portero para incredibilidad de la afición local. A ello se sumó un gol anulado en el saque de la falta, cuando Espi remachó a portería el despeje del cancerbero.

Aparecían entonces los porteros. Primero Ivanildo rechazó un testarazo de Marcos, tras saque de falta; y después Pablo reaccionó bien a una indecisión para evitar que Rubén adelantara a las águilas.

En la segunda parte salía más dominador el equipo local. Las ocasiones empezaban a asediar la portería maragata. Cabral dispuso de dos cabezazos que pudieron significar el 1-0 para el Atlético Bembibre y, poco después, avisó Cueto en un remate a saque de esquina que se fue por poco.

Tanto iba el cántaro a la fuente que se terminó rompiendo dentro de la portería de Pablo. Un libre directo, ejecutado a la perfección por Cueto, fue el 1-0 que tanto habían buscado los bembibrenses.

Pero poco les duró la alegría, concretamente 120 segundos, los que tardó Emilio en entrar por banda derecha y servir un centro a Roberto Puente para que restableciese el empate en el marcador de La Devesa.

El gol sentó como un jarro de agua fría al Atlético Bembibre que no logró recuperarse. Eso lo aprovechó el Atlético Astorga para hacer el segundo tanto, de nuevo obra de Roberto Puente, tras un mano a mano en el que el delantero no perdonó ante la salida de Ivanildo.

Dani Martínez tuvo la oportunidad, a cinco minutos del final, de salvar un punto para su equipo, pero Pablo con una buena mano evitó esa posibilidad.

Finalmente, los hombres de Paulino Martínez se llevaron el partido y consiguen igualar el récord de ocho victorias consecutivas que custodiaba el club maragato hasta la fecha. Además, siguen abriendo brecha con sus rivales y ya aventajan en siete puntos al segundo clasificado.