Leonoticias

Cultural y Deportiva Leonesa

Fácil, sencillo... y otros tres

vídeo

Jorge Ortí, autor de un gol, busca un remate a puerta.Peio García

  • La Cultural y Deportiva Leonesa se impone con autoridad al tercer clasificado, el Pontevedra, y vuelve a demostrar que es el equipo más en forma del grupo, aleja a sus perseguidores y sigue siendo un líder intratable

No hay quien pare a este equipo. Cada partido es diferente pero los calificativos siguen siendo los mismos. La Cultural demuestra cada jornada que, a día de hoy, está muy por encima de la gran mayoría de sus rivales.

Llegaba el Pontevedra al Reino de León, el tercer clasificado del grupo y que, bien es cierto, a domicilio baja bastantes enteros su efectividad. Pero a los hombres de Rubén de la Barrera no le gustan las especulaciones y puso la directa desde el principio.

más imágenes

  • Nueva victoria de la Cultural

Al descanso Jorge Ortí y Toni, con un golazo de equipo, ya ponían en franquicia el partido. En la segunda parte ponía la guinda al pastel Víctor Díaz.

La inclusión en el once inicial de Julen Colines, que se suponía baja por una infección de uñas, fue la noticia positiva de un esquema de Rubén de la Barrera que volvía a usar a los más habituales, con la única ausencia de Álex Gallar por sanción.

Desde los primeros compases la Cultural quiso ser el dominador del partido. Poco a poco los locales iban carburando y merodeando la portería de Edu, aunque sin crear claras ocasiones de gol.

La Cultural empieza a cercar la portería rival

Ortiz estuvo a punto de llegar a un balón cedido por Julen Colinas y, poco después, ambos volvieron a protagonizar una jugada similar que acababa con el mismo resultado: balón para el portero pontevedrés.

El primer acercamiento de los visitantes llegaría con un tiro de Kevin que se fue muy lejos de la portería de Guillermo Vallejo, era el minuto 21 y el equipo de Luisito empezaba a perseguir sombras sobre el césped del Reino de León.

En el ecuador de la primera parte llegaría el aviso de los leoneses. Toni le dejaba el balón a Julen Colinas, que ganaba línea de fondo y ponía el pase de la muerte para que Jorge Ortí, con todo a favor, mandara el esférico por encima del larguero.

Los leoneses machacan antes del descanso

Tras este anuncio llegó la noticia. En el minuto 33, Forniés se escaba por la cal y disparaba contra el cuerpo de Edu, el rechace lo disputarían Mario Ortiz y Miguel y el cabezazo de este último contra su propia portería era aprovechado por Jorge Ortí para hacer el 1-0. Los pontevedreses reclamaron la posición ilegal del delantero maño, que accedió al campo desde la línea de fondo, pero el colegiado madrileño dio validez al tanto.

A partir del tanto culturalista, los visitantes quisieron apretar y subir las líneas de presión. La idea fue más una declaración de intenciones que una realidad ya que el equipo de Rubén de la Barrera con el marcador a favor se mueve como pez en el agua. En una jugada combinativa de los leoneses llegaría el segundo, antes del descanso. La resolución del tanto enloqueció a la parroquia local. Benja y Toni se inventaron una pared en la frontal para que el mediapunta la picara de vaselina ante la salida de Edu y pusiera el 2-0 en el electrónico.

No hubo tiempo para más y el árbitro decretó el final de los primeros cuarenta y cinco minutos. El público despedía a los suyos con una sonora ovación en muestra de gratitud por el espectáculo brindado por los locales.

El segundo acto a punto estuvo de iniciarse con el tercero de la Cultural. Un córner botado por Toni se paseaba por la línea de gol, sin que nadie lo hubiera tocado, y salía de nuevo del campo.

El Pontevedra sale a por todas

El Pontevedra salía más firme en este tramo del partido y trataba de igualar la posesión de balón. Una volea de Jacobo Trigo no logró sorprender a Guillermo Vallejo, que estaba bien colocado y atrapó sin complicaciones el fuerte chut granota.

Luisito apuraba sus cambios, con más de media hora por delante, en busca de un tanto que metiera a los suyos de lleno en el partido. Los visitantes controlaban ya el partido y la Cultural buscaba su arma más valiosa, la contra, para matar.

Cuando parecía que el partido se podía romper, éste entraba en una fase de imprecisiones en el medio del campo. Los leoneses se defendían bien y los pontevedreses lo intentaban, a base de posesión, sin acierto. Probó fortuna David Añón con un disparo que se iba fuera y respondía Jorge Ortí mandando el esférico lejos del marco visitante.

Los gallegos llevaban el peso del partido. En el minuto 80, de nuevo David Añón, el más incisivo de los granates, buscó el gol que metiera al Pontevedra en el partido. Su tiro, desde fuera del área, lo detuvo sin complicaciones Vallejo.

Broche a la fiesta blanca

Un slalom de Jacobo Trigo dentro de la zona de peligro, escapándose de tres zagueros culturalistas, obligó a Gianni a tirarse al suelo para cortar el disparo a bocajarro del mediocentro gallego.

Una de las últimas ocasiones del partido fue para la Cultural que pudo poner el broche de oro a un partido, tras una dejada de Mario Ortiz para Jaime Moreno, pero el disparo fuerte del venezolano se iba alto.

Y antes del pitido final, aún hubo tiempo para que Víctor Díaz se uniera a la fiesta y anotara el 3-0 en el descuento, tras una asistencia de Jaime Moreno y el extremo leonés no fallaba ante la salida del portero.

El resultado final de 3-0, ante el tercer clasificado, deja a la Cultural como líder destacado, amplía ventajas con varios de sus perseguidores y demuestra la superioridad manifiesta del equipo de Rubén de la Barrera en este Grupo I de Segunda División B.