La ira del Ademar rompe al Teucro

Lance del partido de este miércoles en el Palacio./Peio García
Lance del partido de este miércoles en el Palacio. / Peio García

El conjunto marista no da opciones en el Palacio y logra el primer triunfo holgado de la temporada ante su público

RUBÉN FARIÑASLeón

Algún día debía de llegar un partido así al Palacio Municipal de los Deportes de León. Acostumbrado a divertirse con su equipo, los aficionados leoneses al balonmano han vuelto a reencontrarse con un Abanca Ademar que ha hecho disfrutar al respetable.

El equipo de Rafa Guijosa ha hecho pagar los platos rotos al Teucro de Pontevedra y le ha impuesto un duro castigo. La victoria final, 34-22 estuvo fomentada en una avalancha ofensiva en la primera parte.

34 Abanca Ademar

Nacho Biosca (p), Mario López (4), Sebas Simonet (2), Pedrag Vejin, Juanín García (8), Gonzalo Carou (1), Rodrigo Pérez (2), Diego Piñeiro (1), Fede Vieyra (2), David Fernández (1), Juanjo Fernández (1), Vladimir Cupara (ps), Jaime Fernández (3), Gonzalo Pérez (2), Zivan Pesic (5), Álex Costoya (2)

22 Teucro Pontevedra

Jorge Lloria (p), Andrés Moyano (2), Borja Méndez (4), Yoan Balánquez (7), Juan Carlos Quintas (4), José Manuel Rial, Javier Santana (ps), Carlos Freijeriro (2), Bruno Saurín, Dani Hernández, Manuel Iglesias (2), Samuel Pereiro (1), David Alves

PARCIALES
4-2, 8-4, 13-6, 18-9, 21-11, 23-14; descanso; 24-17, 26-18, 28-20, 29-20, 31-21, 34-22
ÁRBITRO
Fernández Pérez e Iniesta Castillo. Excluyeron con dos minutos y Pesic y Vejin, por el Ademar; y a Quintas y Rial, por el Teucro
INCIDENCIAS
Partido correspondiente a la octava jornada de la Liga Asobal disputada en el Palacio Municipal de los Deportes de León

Dos goles de Yoan Belánquez, que ponían el 1-2 inicial, fueron el único momento de oposición que presentó el conjunto de Quique Domínguez en esta festividad de Todos los Santos.

Pronto el Abanca Ademar puso la velocidad de crucero. Biosca, los palos y el contragolpe empezaban a frustrar a los gallegos y llegaban las primeras ventajas leonesas, 4-2.

Funcionaba, por fin, el ataque marista. Simonet y Juanín llevaban la batuta y Juanjo aportaba el pase final para llevar el marcador al 8-9 en el minuto 9 de encuentro.

Por su parte, el Teucro se condenaba en ataque. Las pérdidas y la labor de la portería leonesa generaban un sinfín de contragolpes que permitían a Juanín García ‘ponerse las botas.

Trató de parar el vendaval el entrenador pontevedrés, que solicitaba tiempo muerto en el minuto 11 con 10-5 en el tanteador.

Comienza el show del Ademar

Pero era un quiero y no puedo. Poco podía hacer el Teucro ante la avalancha de los hombres de Rafa Guijosa que querían hacer sangre para poder curar sus propias heridas. El artista, Juanín, se iba hasta los siete goles en apenas 16 minutoy él sólo se bastaba para machacar la portería visitante y poner el 15-6.

A la fiesta se unían otros dos actores. Mario López y Pesic hacían disfrutar al Palacio que este miércoles sí estaba viendo al Abanca Ademar de siempre. La diferencia ya superaba los diez goles, hasta el 21-10 al paso por el minuto 23.

El Teucro vivía una pesadilla sobre el parqué municipal. Quintas y Belánquez trataban de evitar el ‘roto’ marista y frenaban la masacre para irse al vestuario con un contundente 23-14.

Reacción visitante, enfado de Guijosa

Cambiaba la cara del partido con una trepidante salida de los jugadores gallegos. Borja Méndez tomaba el relevo de sus compañeros y endosaba un parcial de 1-4 a los leoneses. Rafa Guijosa no dudó en solicitar tiempo muerto en el minuto 35, con 24-18, y mostrar su monumental enfado a los jugadores.

Rompían la tendencia Gonzalo Pérez y Álex Costoya, que volvían a poner las cosas en su sitio y alejaban los fantasmas del Palacio Municipal de Deportes, 27-18.

El partido entraba entonces en una fase espesa. Ambos equipos encontraban problemas para anotar, algo que no había ocurrido hasta el momento, y, por momentos, parecían sacar la bandera blanca. Esto no gustaba a Rafa Guijosa, que se desgañitaba en el banco, a pesar de la cómoda victoria de los suyos por 28-20 en el ecuador del segundo tiempo.

El encuentro visto para sentencia

Quique Domínguez apuraba el último tiempo muerto en busca de que sus hombres salieran de la desesperación ofensiva en la que habían entrado tras seis minutos sin encontrar la portería de Nacho Biosca, 29-20.

Rodrigo Pérez y Zivan Pesic, en el minuto 54, retomaban la máxima ventaja de once goles, 31-20, y mantenían la fiesta en la afición del Abanca Ademar.

Los últimos minutos sirvieron para confirmar una cómoda victoria marista. Un parcial de 3-0 de los hombres de Guijosa cerraba el encuentro que otorgaba el triunfo por 34-22 al Ademar ante un pobre Teucro de Pontevedra.

Los leoneses ya piensan en la Champions League y en una victoria este sábado en León para seguir vivos en la competición.

Fotos