La situación del Abanca Ademar, «delicada pero reconducible»

Carou, en el partido ante el Barcelona./Peio García
Carou, en el partido ante el Barcelona. / Peio García

El pivote argentino del club leonés, Gonzalo Carou, analiza la situación del equipo marista tras caer ante Anaitasuna

EFE

El pivote argentino del Abanca Ademar Gonzalo Carou ha considerado «delicada, pero reconducible» la situación del conjunto leonés, que encajó una severa derrota (32-23) en la pista del Helvetia Anaitasuna y que solo ha sumado dos victorias en los últimos siete encuentros, entre Liga Asobal y Liga de Campeones.

«Es un momento complicado, porque no esperábamos que a estas alturas se podía vivir una situación parecida en cuanto al rendimiento, más que a los puntos, a pesar también de haberse perdido algunos más de los previstos», ha señalado a Efe,

El capitán de la selección albiceleste, al que Manolo Cadenas ha dado descanso durante este periodo de compromisos internacionales con el combinado argentino, ha reconocido que «el equipo, en general, no está al nivel que debería haber estado».

En este sentido ha añadido: «Los responsables de estar en este embrollo seremos los que tengamos que salir de él, pero con tranquilidad, sin perder la cabeza, porque esto sería contraproducente y crearía una mayor presión sobre el equipo».

«Debemos pensar en nosotros mismos»

A pesar de la distancia con el dúo de invictos de cabeza en la Liga Asobal, Carou ha señalado que «hay que evitar pensar en el Anaitasuna y centrarse en sí mismos, intentando escalar posiciones, porque el equipo está por debajo de lo que debería en la clasificación y pensar solo en sumar puntos, no en la diferencia, que supondría un error, porque todavía queda mucho».

Sobre las razones del mal momento del equipo, Carou ha centrado las mismas en «la falta de acierto en acciones claras que acaban suponiendo un lío en la cabeza, ya que todo lo que había salido no acaba de dar sus frutos, sin ser capaces de dominar los partidos y teniendo dudas que acaban generando problemas».

Desde su experiencia en el equipo leonés, en el que ya ha vivido casi una década, en dos etapas diferentes, Gonzalo Carou se ha mostrado convencido que el parón por los compromisos de selecciones «será positivo, porque en estos diez días habrá tiempo de preparar, analizar y revertir la situación».

Tras el parón, Abanca Ademar tendrá doble compromiso como local, ante el Teucro de Pontevedra y el Dinamo Bucuresti de Rumanía -éste en la Liga de Campeones-, algo que según el pivote argentino "ha de servir para intentar volver a hacerse fuertes en casa y para eso la afición también jugará un papel importante en estos difíciles momentos".

Fotos