Regreso «sin incidentes» de Jaime Fernández tras su lesión cervical

Jaime Fernández, en una imagen de archivo./7foto7
Jaime Fernández, en una imagen de archivo. / 7foto7

El extremo canterano del Abanca Ademar regresó a las canchas «sin secuelas» tras el encontronazo que sufrió ante Granollers y los dos meses que estuvo alejando de las pistas

EFE

Jaime Fernández, extremo del Abanca Ademar, volvió ante el Cangas Frigoríficos del Morrazo después de más de dos meses ausente tras sufrir una grave lesión cervical, sin acusar «ningún tipo de secuelas ni físicas, ni psicológicas».

El jugador leonés sufrió el 29 de noviembre del pasado año en el encuentro de liga ante el Fraikin Granollers una lesión en el ligamento vertebral posterior que obligaron a la inmovilización del cuello durante varias semanas, hasta su reincorporación a los entrenamientos dos meses después.

La lesión, que pudo haber sido de mayor gravedad por la aparatosidad de la caída tras ser desequilibrado en el aire por el extremo, ex de Ademar, Álvaro Cabanas, le impidió disputar las últimas jornadas de la primera vuelta liguera, así como los compromisos de Liga de Campeones y la Copa Asobal celebrada en León y en la que el Abanca Ademar se proclamó subcampeón.

Jaime Fernández ha reconocido que en su vuelta a la actividad este sábado ante el conjunto gallego «en ningún momento» pensó su lesión e incluso repitió en alguna ocasión la espectacular jugada, tras pase del central internacional argentino Sebastián Simonet, suspendiéndose en el aire para batir al guardameta rival.

«Hay que pensar que lo que sucedió fue una jugada fortuita y si era una opción que se empleaba como recurso y estaba funcionando, no tiene porqué evitarse el que se repita en algún partido cuando la situación sea propicia», ha señalado el jugador campeón del mundo júnior.

Además, su actuación defensiva, como avanzado en el planteamiento 5-1 resultó determinante para encarrilar la cómoda victoria local (31-22) «porque Cagas había planteado un partido muy parado y eso les permitía estar cerca en el marcador, por lo que se trataba de acelerar un poco el ritmo y que apareciera el contragolpe».

El extremo ademarista es consciente que las opciones de que su equipo pueda mantener la segunda plaza que ha recuperado -igualado a puntos con el Quabit Guadalajara- van a pasar por «asegurar todos los puntos en casa y ganar en los enfrentamientos directos a los rivales a domicilio, por lo que hay poco margen de error».

Contenido Patrocinado

Fotos