Liga de Campeones

Nada que perder, un hito que ganar

Rafa Guijosa, en el entrenamiento en Montpellier./7foto7
Rafa Guijosa, en el entrenamiento en Montpellier. / 7foto7

El Abanca Ademar viaja a Montpellier plagado de bajas y tocados, pero el ánimo de plantar batalla a uno de los 'transatlánticos' del balonmano continental

DANI GONZÁLEZLeón

Para poder lograr algo, es indispensable creer en ello. Y, desde luego, fe no falta en el Abanca Ademar que, pese a saber que es una empresa muy complicada, viaja al Palais des Sports René Bougnol con el ánimo y el reto de poner las cosas complicadas al Montpellier (domingo, 17:00 horas).

Más información

No hay nada que perder y sí un hito que marcar. Un día para la leyenda, una tarde para el recuerdo. Todo ello si se alinean los astros, si al conjunto de Rafa Guijosa les sale el partido, en mayúsculas, y logran que los nervios afloren en el Montpellier.

Porque, si alguien tiene presión este domingo, sin duda es el cuadro francés. El Abanca Ademar ya ha cumplido en esta Liga de Campeones y, todo lo que llegué a partir de ahora, será un premio añadido.

Lo cierto es que en el cuadro marista están de celebración por su partido 200 en competición continental y no hay mejor conmemoración posible de tal efeméride que una victoria. Por ello pelearán, porque el ADN del Abanca Ademar lleva implícito la garra, la batalla y el no rendirse jamás.

Todos los condicionantes están en contra de los de Guijosa que, echan mano de las estadísticas y ven que el Abanca Ademar nunca ha remontado una eliminatoria europea. Para algunos esto sea quizá un elemento para el desánimo, pero no para este equipo, que encuentra en esta situación un estímulo más.

El entrenador madrileño tendrá dos bajas significativas para la 'batalla de Montpellier' como son las de Juanjo Fernández y Mario López, a lo que hay que añadir que Juanín García y Álex Costoya llegan tocados a esta cita. Será una tarde para que aquellos que tiraron del carro contra Zamora vuelvan a hacerlo y le dejen claro a Montpellier el porqué de ese grito que clama: '¡Ademar, a luchar!'.

Temas

Ademar

Contenido Patrocinado

Fotos