Leonoticias

El asturiano es uno de los más destacados de este inicio de temporada.
El asturiano es uno de los más destacados de este inicio de temporada. / Peio

liga asobal

Costoya: «Es un orgullo vestir esta camiseta»

  • El letaral asturiano reconoce que en Pamplona «no salieron las cosas» como esperaban y asegura que fue un partido «especial» para él aunque cuando el balón empezó a botar dejó «los sentimientos a un lado»

La primera derrota de la temporada ya campa en el casillero del Abanca Ademar. El Anaitasuna superó al cuadro marista por 27-22 y el vestuario leonés trata de digerir esta situación. «A nadie le gusta perder. No hay pegas que poner por el trabajo diario, fue perfecto, pero las cosas no salieron como esperábamos», asegura Álex Costoya.

El lateral asturiano, con siete goles, fue uno de los más destacados en la 'Catedral', en un choque en el que no estuvieron «al nivel que requería el partido». «Si no sales al cien por cien, cualquiera te puede ganar. Su portero estuvo muy bien, detuvo muchos lanzamientos. Trabajaremos para reponernos con una victoria», afirma.

Para Costoya, sin duda, fue un partido especial, en el que visitó terreno conocido y se enfrentó a amigos. «En el momento en el que me puse la camiseta y sonó el silbato, dejé todos los sentimientos a un lado. Aunque fuese mi exequipo quería los dos puntos», asevera.

Adaptación a ritmo de crucero

Y es que el asturiano está siendo uno de los mejores del Abanca Ademar en este inicio de temporada. El lateral considera que ha habido partidos en los que no ha estado «al nivel que esperaba», pero, en general valora el inicio, tanto individual como colectivo, como «bastante bueno».

Poco a poco se está adaptando al Abanca Ademar en el que reconoce que lo que más le ha sorprendido es entrenar al lado «de tanto jugador con calidad». «Estar todos los días con jugadores olímpicos, con uno de los mejores de la historia de España como Juanín, y ser entrenado por un mito como Guijosa es increíble. Y a todo esto hay que sumarle la afición. Me estoy acostumbrando a todo esto, el Ademar es historia del balonmano. Es un orgullo vestir esta camistea», señala.

Por último, Álex Costoya reconoce que ya solo piensan en el sábado, en ganar al Bada Huesca. «Todos los rivales son complicados, sino que se lo digan al Barcelona que casi pierden contra Benidorm. Con la humildad y el respeto por delante, vamos a ir a ganar y esperando que nos salga un buen partido», sentencia.

Temas