Shawn Mendes reina en la noche de los EMA’s MTV

Shawn Mendes recibe uno de los galardones de la noche./Dylan Martínez (Reuters)
Shawn Mendes recibe uno de los galardones de la noche. / Dylan Martínez (Reuters)

Fuegos artificiales, un escenario con partes móviles que se convertía en piscina y hasta el alcalde de Londres marcaron una ceremonia de la que toma el testigo Bilbao en 2018

MIGUEL ÁNGEL ALFONSOMadrid

Luces, espectáculo y sobre todo música. Si en algo es especialista la cadena MTV es en montar un buen ‘show’. Este domingo lo ha vuelto a demostrar en la ceremonia de los European Music Awards (EMA’s) que se celebraron en el Wembley Arena de Londres y estuvieron presentados por la cantante de origen kosovar Rita Ora (se pudo seguir simultáneamente en España a través de Paramount Channel en abierto y MTV España). La noche se saldó con el triunfo de Shawn Mendes, que además de interpretar sobre las tablas del escenario su éxito ‘There’s nothing Holdin’ Me Back’, regresó a casa con los galardones de ‘Mejor artista’, ‘Mejor Canción’ y 'Mejores fans'.

Los EMA’s son famosos porque los artistas premiados no se limitan a posar y dar el discurso de rigor, algunos también los defienden sobre el escenario. Unas tablas que, en el caso del Wembley Arena, son la mismas en las que The Beatles dieron su último concierto en Reino Unido, el 1 de mayo de 1966, aunque remodeladas en 2006, en unas obras que tuvieron un coste de 36 millones de euros. Ha llovido desde entonces y ahora, además de la música, los efectos visuales, láseres son la norma, incluida una plataforma que se alzaba más de 15 metros y que dejó boquiabierto al público presente.

Más información

Antes de que todo empezara, incluso de que la MTV pinchara la señal de dentro del recinto para su emisión, una cuenta atrás en las pantallas del estadio aumentaba el nerviosismo de los 15.000 asistentes en el recinto. Cuando el contador llegó a cero, el rapero estadounidense Eminem emergió desde el suelo del escenario, cuatro años después de su última actuación en los EMA’s. Lo hizo para interpretar un tema inédito ‘Walk on Water’, antes de recoger el premio a ‘Mejor artista de Hip-Hop’.

Ya en faena, la ceremonia arrancó con Rita Ora corriendo por las calles de Londres para llegar a tiempo al ‘show’. Una escena cómica en la que estuvo acompañada por el equipo del programa de radio de humor ‘People Just Do Nothing’ de la británica Kurupt FM y que contó con un cameo especial del alcalde de Londres, Sadiq Khan. En la línea de los políticos anglosajones de saltarse el protocolo de rigor.

Ora entró en bata y con toalla en la cabeza, dos elementos que no le despojaron para nada de su carisma en una pista de baile que se convertía en piscina, montaña nevada o de la que surgían cabinas telefónicas. La misma en la que la banda irlandesa U2, que el día anterior había llenado Trafalgar Square en un multitudinario concierto al aire libre, fue reconocida con el galardón de ‘Global Icon’ en esta edición, como homenaje a toda su trayectoria.

Después llegó el turno de elaborada producción musical de Camila Cabello, ganadora del premio ‘Mejor artista pop’. Su actuación fue uno de los grandes momentos de la noche gracias a una impactante coreografía en tres escenas que concluyó en una piscina al estilo habanero en alusión a su tema ‘Havana’. Acto seguido, la banda The Killers interpretó por primera vez en televisión ‘The Man’ recurriendo a un impresionante efecto visual 360º que daba la sensación de proyectar un universo paralelo.

Liam Payne, el joven británico que pertenece a la nueva oleada de cantautores anglosajones, puso al estadio de pie con su actuación de ‘Strip That Down’ en la que los bailarines se deslizaban por una pista disco con luces de LED que se asemejaban a una lluvia de purpurina.

Triunfando a los 19

Pero si hubo un rey en la noche de los EMA’s londinenses ese fue Shawn Mendes. El joven canadiense de 19 años ha entrado con fuerza en el panorama musical mundial y ayer fue coronado como ‘Mejor artista’, la categoría más prestigiosa, y amenizó a sus fans con ‘There’s Nithing Holding Me Back’, un tema con el que también se llevó el premio a ‘Mejor canción’. Cada vez que su nombre sonaba los gritos opacaban a cualquier otro sonido, un detalle que hace presagiar el prometedor futuro que le espera en esta industria.

La noche también se caracterizó por las impactantes entradas en escena de todos los artistas, como la protagonizada por Travis Scott sobre un robot en forma de pájaro para interpretar ‘Butterfly Effect’ o la de Stormzy en un coche de la Policía Metropolitiana de Londres y el hit de grime ‘Big For Your Boots’, con el que el Wembley Arena retumbó entre fuegos artificiales.

O la actuación de la propia Rita Ora, que contó con 50 bailarines, decantándose por una mezcla de sus temas emblemáticos como los singles ‘Your Song’ y ‘Anywhere’ al igual que hicieron otros artistas como Demi Lovato quien mezcló ‘Sorry Not Sorry’ y ‘Tell Me You Love Me’ y las variaciones de Kesha de su ‘Learn to Let Go’.

El broche de oro de los EMA’s 2017 lo puso el DJ francés David Guetta. Él había acompañado el día anterior a la banda de Bono en Trafalgar Square, pero esta vez se decantó por su nuevo single ‘Dirty, Sexy, Money’, que contó con French Montana, Charli XCX y Afrojack como artistas invitados.

Bosé, mejor artista español

En cuanto a la representación española de la noche, Miguel Bosé ganó las votaciones al ‘Mejor artista español del año’. Una disputa que estuvo reñida con el madrileño C. Tangana, la nueva sensación de la música patria con su éxito ‘Mala Mujer’. Aunque este se tomó la derrota con deportividad. “Estaba nominado en la misma categoría que Miguel Bosé, fíjate, mi madre me cantaba canciones de él cuando era pequeño. Es un honor”, explicó en la rueda de prensa.

Eso sí, Antón Álvarez (su nombre real) no se fue de vacío. Recibió por parte de la organización el premio ‘World Wide Act’, que reconoce al artista joven con más proyección fuera de su país. “Es posible que me vaya de fiesta esta noche y que mañana pierda el avión, aunque un buen premio sería poder hacerme una foto con Eminem”, bromeó.

Regreso a España

En 2018 Bilbao recogerá el testigo de Londres como ciudad organizadora de los EMA’s. Será la tercera vez que la cadena fije su sede en España, como ya sucediera en el caso de Barcelona (2002) y Madrid (2010). Esto supondrá para la capital vasca una gran repercusión internacional, ya que la cita tiene una audiencia potencial de 500 millones de espectadores en los 134 países en los que se emite. Empieza la cuenta atrás para la capital vasca.

Fotos