Leonoticias

Carlos Ordás y Margarita Torres, en la presentación.
Carlos Ordás y Margarita Torres, en la presentación. / D. G.

La poesía busca su impulso en León

  • La ciudad celebra este fin de semana el I Festival de Poesía Expandida que comprende once recitales en once escenarios distintos en los que esta disciplina se mezcla con otras como la música o el teatro

La poesía busca su hueco en León, trata de encontrar en la capital leonesa ese escaparate que le aleje de ser un arte minoritario para alcanzar cotas más altas. Para ello, tratarán de impulsarse a través del I Festival de Poesía Expandida Urogallo, que se celebrará en León desde el 28 hasta el 30 de octubre.

La concejalía de Cultura, junto con Up Against the Wall Motherfuckers (UAWMF), organiza este certamen en el que once escenarios distintos de la capital acogerán once recitales distintos. «Se dará protagonismo a los poetas locales, más de la mitad son de León, pero también los habrá de fuera y se organizará el último día una actuación conjunta», señala la edil de Cultura, Margarita Torres.

El Musac, la sala 6 de este museo, las calles Alfonso V y San Salvador del Nido, el Palacio Conde Luna, el Mercado Conde Luna, el Glam, el Auditorio, el Conservatorio, el Albéitar y el templete de la Condesa serán los marcos en los que se celebrará este festival, que tendrá a la gran promesa del teatro local, Andrea Soto, como «maestra de ceremonias».

Carlos Ordás, uno de los organizadores, señala que es una apuesta «arriesgada» y agradece el colchón que supone «el apoyo del Ayuntamiento». «Nos hace ilusión que se vuelquen con este festival, la poesía está en auge y hay una explosión de talento en la ciudad», agrega.

La relación entre el urogallo y la poesía está en que son «minoritarios en lo suyo», de ahí que este animal dé nombre al festival. Además, habrá actuaciones de arte urbano en distintas calles de la ciudad con nombres de poetas.

No será un festival más. Habrá innovación, poesía como nunca antes se ha visto y actividades paralelas. Por ejemplo, Cristina Sabaniégo impartriá un curso en el Musac y se mezclarán la poesía con música, teatro, efectos sonoros o rap.