La DO Tierra de León reduce un 70% su producción tras una «vendimia desastrosa y sin precedentes»

Apoyo institucional a al DO Tierra de León. / Noelia Brandón

Los productores de este sello de calidad ofrecen un showroom como primera toma de contacto con la hostelería antes de un año de capitalidad gastronómica «fundamental para el sector»

RUBÉN FARIÑASLeón

La Denominación de Origen Tierra de León ha celebrado su primera década de vida con un showroom donde ha querido mantener «una primera toma de contacto con la hostelería antes de un año fundamental para el sector», tras la «desastrosa» vendimia de 2017.

El nuevo presidente del sello de calidad, Rafael Blanco, reconoce que «no es el mejor año para exhibir nuestros vinos», después de haber visto reducida la producción un 70%, en una situación «sin precedentes en la memoria del vino leonés».

Sin embargo, la calidad de la producción ha sido «excelente» y la DO ya ve en la Capitalidad Gastronómica la tabla de salvación para recuperarse y darse a conocer.

«Las bodegas tienen la oportunidad de incorporarse como productores a la Capital Gastronómica dando un ejemplo de lo que significa la unidad de acción entre gastronomía y productores, como materia prima», ha explicado el alcalde de León.

Antonio Silván destacaba las modalidades prieto picudo y albarín como «bandera de nuestra tierra» de unos bodegueros pioneros que sembraron esa semilla «que hoy sirve para presumir de la Denominación de Origen».

Desde la Diputación Provincial se ha mostrado el apoyo al sector vitivinícola en un año «muy adverso» con un aumento del presupuesto para los Consejos Reguladores y la celebración de ferias.

El presidente, Juan Martínez Majo, ha anunciado el inicio de un proyecto de enoturismo en el Bierzo y León, con una aportación de 30.000 euros para cada uno, que permita desarrollar el turismo vinculado a la vid.

El showroom ha contado con diferentes bodegas de Tierra de León que han presentado blancos, rosados y tintos, destacando esta última modalidad que se quiere relanzar ante la baja producción de rosados.

La Denominación de Origen celebra así su décimo aniversario recordando a sus anteriores presidentes, Manolo y Pablo, y los logros que han permitido «mantener y consolidar» este sello de calidad de los caldos leoneses.

Contenido Patrocinado

Fotos