La Junta elabora un inventario de infraestructuras afectadas por el fuego de La Cabrera y compromete ayudas para mitigar los daños

El consejero de Fomento saluda a alcaldes y pedáneos momentos antes de la reunión./J. Casares
El consejero de Fomento saluda a alcaldes y pedáneos momentos antes de la reunión. / J. Casares

Suárez-Quiñones se reúne con los alcaldes, presidentes y miembros de juntas vecinales afectados por el incendio para tratar las actuaciones a acometer y acuerda solicitar la declaración catastrófica de la zona

LEONOTICIAS

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, se ha reunido este miércoles con los alcaldes y presidentes y miembros de Juntas Vecinales de los territorios afectados por el incendio que se inició en la noche del pasado día 21 en Losadilla (Encinedo), con el fin analizar el incendio y las labores para su extinción, así como para tratar las actuaciones necesarias para identificar y evaluar los daños producidos y coordinar los trabajos a realizar.

En detalle

A la reunión han asistido el delegado territorial, Guillermo Martín, los Jefes de Servicio de Medio Ambiente y Fomento de la delegación territorial, otros técnicos de la Junta, los alcaldes de Encinedo y Truchas, también el alcalde de Castrocontrigo y un total de 13 representaciones de Juntas Vecinales, entre presidentes y otros representantes.

Durante el encuentro, el consejero ha analizado el desarrollo del incendio que se originó, presuntamente de forma intencional, a las 21.48 horas en Losadilla (Encinedo), las circunstancias adversas en las que se realizaron, por meteorología y orográficos y los posteriores trabajos de extinción, un fuego que está declarado controlado.

Entre los diversos asuntos tratados, respecto a la superficie quemada y dentro de ella el arbolado, se puso en conocimiento que aún no hay cifras de superficie oficial, pues hasta que no se encuentre oficialmente extinguido no se obtendrá una perimetración exacta de los daños producidos, pudiendo oscilar en torno a las 9.000 hectáreas., de las que de arbolado serán unas 2.000 hectáreas.

Análisis de captaciones

La Junta de Castilla y León analiza el agua de las captaciones del entorno de la localidad de Encinedo, en la sierra de La Cabrera, con el fin de garantizar el suministro de agua de calidad para consumo humano y ver si es necesario realizar alguna actuación o trabajo para ello.

Esta es una de las primeras actuaciones que, por su carácter de urgencia, lleva a cabo la Administración autonómica tras el fuego, probablemente intencionado, que ha arrasado unas 9.000 hectáreas de superficie, 2.000 de las cuales son arboladas, aunque aún está pendiente su perimetración.

Así se ha puesto de manifiesto durante una reunión que ha mantenido el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, con los alcaldes y miembros de juntas vecinales afectados por este fuego, que se declaró en Losadilla (perteneciente a Encinedo) y que ha afectado a La Cabrera leonesa.

Imagen de la zona afectada por el incendio.
Imagen de la zona afectada por el incendio. / Javier Casares

Durante la reunión se ha informado de las medidas a llevar a cabo para evitar la erosión y la protección de los ríos con los arrastres de ceniza así como la restauración de la zona durante los próximos meses por la Junta de Castilla y León en colaboración con los ayuntamientos, la Diputación.

A su vez, el consejero confirmó que ya ha establecido contacto con el MAPAMA para establecer la colaboración de la Administración General del Estado en esta restauración. Además, se pondrá en marcha el inventario de infraestructuras que puedan haber sido afectadas por el fuego como caminos, sendas, carreteras, servicios de telecomunicación, televisión...

De especial consideración, dada la urgencia, han sido las actuaciones coordinadas a llevar a cabo para garantizar un suministro de agua de calidad para el consumo humano, habiéndose realizado análisis y estando en estudio la totalidad de las captaciones de agua para determinar si procede hacer algún trabajo y obra al respecto.

Mitigar daños

En la reunión se analizaron otras medidas que van a ser técnicamente analizadas para tratar de disminuir las consecuencias de este tipo de incendios, cuando no se puedan evitar.

El consejero transmitió el apoyo de la Junta de Castilla y León en la tramitación de las ayudas del Estado amparadas en el Real Decreto 307/2005, de 18 de marzo, de atención a determinadas necesidades derivadas de situaciones de emergencia o de naturaleza catastrófica, mediante la elaboración de los informes técnicos que sean necesarios y la coordinación con la Subdelegación del Gobierno en la provincia.

Finalmente, los asistentes pudieron, a su vez, trasladar las preocupaciones, sugerencias, problemas, peticiones y quejas que estimaron oportunas al consejero y a las autoridades presentes, siéndoles solventadas las dudas o peticiones de información que realizaron y determinándose la forma de gestión de las que dependen de actuaciones posteriores.

Evolución del incendio forestal

El incendio forestal presuntamente de forma intencional en el término municipal de Encinedo el pasado lunes 21 a las 20.48 horas fue controlado el domingo 27 a las 20.35 horas después de algo más de seis días en los que más de 350 personas trabajaron diariamente en las labores de extinción, entre medios aéreos y terrestres de la Junta de Castilla y León con el apoyo de la Administración General del Estado, incendio que ha afectado principalmente a matorral de brezo y pastizal, pero también en torno a 2.000 has de arbolado.

El incendio subió a nivel 1 de peligrosidad por precisar más de doce horas para poder ser controlado el martes 22 de agosto a las 9.15 horas, tres horas más tarde se declaró el nivel 2 por situaciones de grave riesgo para poblaciones y bienes, al encontrarse en una zona muy escarpada con extremas dificultades de la orografía y la falta de accesibilidad que unido a la extrema sequía provocó que el intenso humo dificultara el trabajo de los medios aéreos.

El sábado 26 se rebajó el nivel de peligrosidad a 1 por no correr riesgo las poblaciones, y el domingo 27 se declaró nivel 0 de peligrosidad y a las 20.35 horas de la tarde se dio por controlado. Durante el transcurso de estos días se han cortado diferentes tramos de carreteras y los habitantes de varios municipios entre los que se encuentran: Santa Eulalia, Villarino, Forna, Trabazos, Losadilla, Iruela fueron confinados en su propio municipio o trasladados al albergue instalado en el polideportivo de La Baña regresando a sus pueblos cuando la situación dejó de correr peligro.

Fotos