La Junta destina 3 millones para la lucha contra incendios en la provincia de León

La consejera de Agricultura y portavoz de la Junta, Milagros Marcos./Cacho
La consejera de Agricultura y portavoz de la Junta, Milagros Marcos. / Cacho

En total, el ejecutivo autonómico ha destinado 9,3 millones, de los que un tercio irán destinados a las bases de Rabanal del Camino y Cueto, en León

ICAL

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León ha dado luz verde a siete expedientes de contratación, por importe de 9,3 millones de euros, para el servicio de lucha integral contra incendios forestales. En concreto, irán destinadas a las cuadrillas helitransportadas de las bases de Cebreros ('Avila), Medina de Pomar (Burgos), Cueto y Rabanal (León), El Maíllo (Salamanca), Casillas (Segovia), y Rosinos de la Requejada (Zamora).

Las bases que recibirán un mayor presupuesto de los 9,3 millones de euros totales serán las de Rosinos y Cueto, con 1,6 millones de euros cada una; El Maíllo percibirá 1,5 millones; 1,3 millones irán a parar a Rabanal del Camino; 1,1 millones a Medina de Pomar; un millón a Cebreros y 974.000 a la base de Las Casillas.

Cada base dispondrá de tres cuadrillas ELIF A para peligro alto de incendio y una cuadrilla en época de peligro medio, además de otra cuadrilla ELIF B, para peligro bajo y labores de prevención y extinción. El número de integrantes de cada cuadrilla oscilará entre cinco y ocho personas, en función de la época del año, entre técnicos capataces y peones especializados, y en total serán 34 cuadrillas con un total de 219 miembros.

En todos los casos las cuadrillas deberán estar preparadas para embarcar en los helicópteros en menos de cinco minutos, o acudirán a los incendios por otros medios cuando no exista disponibilidad de helicóptero fuera de la época de peligro alto.

Con independencia de la tarea principal de extinción de incendios forestales y siempre que no sea necesaria su intervención, las cuadrillas deberán llevar a cabo, en época de peligro alto de incendios, trabajos de entrenamiento y formación especializada en extinción, de arreglo, orden y limpieza de la base. Fuera de la época de máximo riesgo, está prevista la realización de tratamientos silvícolas, su participación en quemas controladas y otras tareas que los Servicios Territoriales estimen prioritarios de la provincia donde se ubique la cuadrilla.

Contenido Patrocinado

Fotos