La invernal subida a Tarna

Un equipo de leonoticias asciende al alto entre León y Asturias en pleno temporal de frío y nieve en la provincia para toparse con La Uña cubierta de nieve y el puerto cerrado

Un hombre espala nieve de su tejado. / Sandra Santos
RUBÉN FARIÑASPuerto de Tarna

La puerta de los Picos de Europa late a ritmo de copo y se mueve a base de ventisca. Así se ha dibujado un paisaje cubierto por la nieve, en el que los colores de la montaña han dado paso al manto blanco.

Accediendo a la carretera del puerto de Tarna, uno de los más afectados por el temporal en la provincia de León, llegamos a Burón. Este es solo el inicio de una ascensión hasta los 1.492 metros del alto que conecta con el Principado de Asturias.

La segunda parada de la ruta, dejando a un lado el desvío de Maraña y cruzando el pueblo de Lario, lo hacemos entre muros de nieve en La Uña.

Los carámbanos cuelgan de los tejados y, sobre ellos, capas de nieve que superan el metro de grosor.

Pueblo de La Uña, en la provincia de León.

El pueblo vive estos días bajo un intenso manto blanco y los pocos vecinos que quedan tratan de mantener a salvo sus casas espalando entradas y tejados. Es el caso de un hombre, cuya casa data de 1906, que se encuentra sobre la cubierta retirando a paladas la nieve.

Eso sí, estas nevadas no les van a pillar desprevenidos. Aseguran tener en sus arcones material de la matanza para sobrevivir al frío durante una buena época.

Las calles se han convertido en recovecos que la nieve ha conquistado. Solo el trabajo de la fresadora y la máquina quitanieves da un respiro y permite acomodarse a sus inquilinos, la mitad de ellos de cuatro patas.

La subida al puerto de Tarna se complica. La carretera se estrecha al no poder contener la nieve que se apila hasta superar el metro a ambos lados.

Las casas de la zona se encuentran completamente inaccesibles. El vial se cubre de hielo y nieve y solo los más valientes llegan a coronar para encontrarse con una sorpresa: está cerrado.

Alto de Tarna, en la provincia de León.

Coronados los 1.492 metros de altitud de Tarna tan solo se puede emprender rumbo hacia Las Señales y adentrarse de nuevo en la provincia de León. El acceso a Asturias, dirección Oviedo, se encuentra bloqueado por la nieve y a la espera de que los operarios del Principado actúen.

En apenas 17 kilómetros se pasa de lo que los lugareños llaman, irónicamente, Andalucía, en la zona de Burón, donde las nevadas no suelen ser tan intensas a un alto que evidencia la crudeza del invierno leonés y del que emana un espeso blanco nieve.

Patrocinada

Contenido Patrocinado

Fotos