Tudanca acusa al PP de mentir «por encima de sus posibilidades» y de incumplir los planes que firma

El portavoz del grupo socialista, Luis Tudanca, durante el debate de totalidad del proyecto de presupuestos de la Comunidad. /Letizia Pérez
El portavoz del grupo socialista, Luis Tudanca, durante el debate de totalidad del proyecto de presupuestos de la Comunidad. / Letizia Pérez

El líder socialista se muestra «decepcionado» con los acuerdos suscritos y el portavoz popular le afea su discurso «triste» y el mismo de hace 30 años

ICAL

El portavoz del Grupo Socialista, Luis Tudanca, acusó este martes a la Junta y al PP de mentir “por encima de sus posibilidades” y de incumplir los planes firmados con la oposición, a la vez que dejó en el hemiciclo sus propuestas presupuestarias que se plasmarán en enmiendas parciales, algo que el popular Raúl de la Hoz le recordó que no es una alternativa a las cuentas.

Tudanca fue el encargado de defender la enmienda a la totalidad de su grupo a los presupuestos y a la ley de medidas, donde reconoció un aumento del PIB pero que “se queda en manos de los de siempre”, e inició la intervención con la critica de que al PP “le da todo igual”, al presentar las mismas cuentas en el año de la peor sequía, pérdida de población o empleo precario. Acudió a la “maldición de Casandra” para afirmar que lo que vaticina su grupo que el PP no se cree, se cumple.

Así, censuró que no se ejecuten las inversiones del Plan de Inversiones Sociales Prioritarias, que tildó de “imaginario”, que la deuda haya aumentado 30 puntos por encima de la media desde 2011, que se consoliden los recortes en el estado del bienestar con 3.000 millones acumulados y que las tres consejerías sociales no lleguen las 80 por ciento del gasto no financiero, para reclamar un suelo social del 12 por ciento del PIB, para el que faltarían 383 millones aun.

También, se mostró “decepcionado” de que se incumpla lo firmado en el pacto industrial e insistió que su grupo no va a permitir que “se falte a la palabra”, a la vez que subrayó que el PP ve una comunidad que no es tal y enumeró una serie de propuestas para la mejora de los servicios sociales y de las inversiones que se plasmarán en enmiendas parciales.

La enmienda a la totalidad del Grupo Socialista se enmarca en que los presupuestos nacen hipotecados por el creciente peso de la deuda, que pasa del 10 al 13 por ciento, en que consolidan los incumplimientos prometidos por el presidente de la Junta en su investidura, entre ellos destinar un 80 por ciento a gasto social, y en que no “apunta en la buena dirección” para cumplir con el acuerdo de reindustrialización.

Cambie y refresque el mensaje

El portavoz del Grupo Popular, Raúl de la Hoz, pidió a Tudanca que “cambie y refresque” su mensaje, “el mismo de siempre”, cuando la Comunidad crece y crea empleo, y afeó que antes de que se conocieran los presupuestos el líder socialista ya los descalificó. “Para usted esto es un mero trámite”, apostilló.

De la Hoz recriminó al PSOE “el mismo discurso pesimista y triste de hace 30 años”, pidió a los socialistas que vean que se está saliendo de la crisis, aunque reconoció que hay problemas y existe despoblación, y miró no sólo a datos macroecómicos, sino a que haya 16.000 parados menos, 76.000 contratos indefinidos en el último año y una tasa de paro del 13 por ciento, más baja que en otras autonomías. “Queda mucho por hacer para cumplir los objetivos de legislatura”, aseveró.

Defendió el popular los 1.400 millones para la agricultura y ganadería, el crecimiento en un 6 por ciento de aumento autónomo para el empleo y rebatió que se consoliden los recortes con el argumento de que la oposición no se ha enterado de que ha habido una crisis y pese a ello los servicios públicos como sanidad, educación y servicios sociales están entre los mejores de España.

El popular calificó de “alucinante” que el partido que pidió un mayor endeudamiento, al que no se hizo caso, sea ahora quien critica que exista deuda, y explicó que “no hacen trampa” con el gasto social al incluir sólo educación, sanidad y familia, cuando otras autonomías recogen empleo o vivienda, para concluir que si se contabiliza únicamente a las tres, se estaría por encima de la media.

“Nadie le compra que los beneficios fiscales son para los más ricos, son para los más necesitados”, aseveró y preguntó si al PSOE le parece mal que haya ayudas a las familias, para enseñar el gráfico de que Castilla y León es tras Madrid la segunda comunidad con menos impuestos. “Trabajar para mejorar a Castilla y León”, sentenció para valorar el pacto con Ciudadanos.

Tudanca replicó que son coherentes al decir la verdad en su critica, insistió en que son los mismos presupuestos por los que Castilla y León pierde población y pidió a De la Hoz que rebata los datos dados de baja ejecución en las obras o que presupuesten menos de lo comprometido.

El socialista aseguró que es el PP quien se ha quedado sólo en su modelo fiscal y no el PSOE, cuya propuesta consideró que defienden los grupos de izquierda y los sindicatos, y criticó que al elevar la exención en el Impuesto de Sucesiones se reducen sus ingresos en 32 millones para los ricos que podrían ir a ayudas a colectivos más desfavorecidos.

De la Hoz recordó que las enmiendas parciales no es una alternativa al presupuesto, pidió que explicara la reforma fiscal y si es “tan buena porque no la aplican” donde gobiernan y defendió que la Junta trabaja desde hace años en el problema de la despoblación, donde afirmó que Iratxe García “copió” el dictamen defendido por Juan Vicente en el Comité de las Regiones al coincidir 18 de los 20 puntos de su propuesta con el documento aprobado a propuesta del presidente de la Junta.

Por último, el popular dudó de la apuesta del PSOE por el mundo rural cuando no apoya los mapas de ordenación y criticó que sacrifican los intereses generales a los del partido, donde también incluyó que los socialistas votaran a favor de una posición del carbón contraria a lo que hasta ahora mantenían.

Fotos