Sáez Aguado asegura que se intenta cerrar una negociación con los sindicatos para abrir los centros de salud por la tarde

El consejero de Sanidad, Antonio María Saez Aguado (I), acompañado por el delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos.
El consejero de Sanidad, Antonio María Saez Aguado (I), acompañado por el delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos. / Ricardo Ordóñez

El consejero de Sanidad dice que será de apliación a las zonas urbanas pero que en periodo estival puede ser también una opción para las zonas rurales con incremento de población

M.L.MARTÍNEZ

El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, aseguró este lunes en Burgos que la Junta de Castilla y León está “en estos días” intentando cerrar una negociación con los sindicatos para abrir las consultas de algunos centros de salud urbanos por la tarde para hacer frente a la escasez de efectivos para cubrir vacaciones, descansos y permisos.

Sáez Aguado, quien se reunió con la Plataforma sanitaria de Las Merindades, se refirió a que el Gobierno regional está “poniendo los medios” y “adoptando las medidas” que están en sus manos como son, dijo, “la habilitación para contratar especialistas de origen extracomunitario o la prolongación de jubilaciones más allá de los 65 años”.

A ello, añadió que se está intentando cerrar una negociación con los sindicatos para poder “en algunos supuestos” atender las acumulaciones que se producen en algunas ocasiones abriendo los centros de salud en horario de tarde de manera retribuida para quienes así lo consideren. “Esto será de apliación a las zonas urbanas fundamentalmente pero en periodo estival puede ser también una opción para las zonas rurales que tienen un incremento de población”, declaró.

Por lo tanto, el responsable regional señaló que “reconociendo una dificultad que es la reducción del numero de médicos de familia y la falta de sustitutos”, la Junta está “poniendo los medios, cambios legales y el presupuesto para intentar garantizarlo y escuchar otras propuestas que se puedan plantear”.

Medida voluntaria

Se trata de una medida que será voluntaria y retribuida para los médicos de familia y que se reforzará con el incremento de las sustituciones que este año rondará el 20 por ciento, un porcentaje similar al registrado en 2016. En todo caso, el consejero destacó que la dotación de recursos en la Atención Primaria de Castilla y León es “razonable” que se completa con los facultativos de sustitución, los médicos de área y las acumulaciones que realizan los profesionales para cubrir los descansos y vacaciones de sus compañeros de centro de salud.

Fotos