La Junta compromete más proyectos de biomasa con efecto «tractor» para un sector que tiene el «foco» en Castilla y León

Exposición de biomasa en Valladolid. / Leticia Pérez

Expobiomasa abre sus puertas en Valladolid para mostrar el potencial de la bioenergía, un negocio «muy vivo», «pujante» y con futuro «por delante»

ICAL

La Junta de Castilla y León continuará con el impulso de políticas y proyectos relacionados con la biomasa, como las redes de calor o las centrales productoras de energía, por su efecto «tractor» para un sector que tiene el «foco» puesto sobre la Comunidad y que ayuda a mantener los bosques limpios, genere empleo y actividad en el medio rural, ayuda a combatir el cambio climático y reduce los costes energéticos de las familias.

Así lo aseguró hoy el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, durante la inauguración de Expobiomasa 2017, una feria internacional que alcanza su undécima edición y que se celebra en Valladolid hasta el el 29 de septiembre. La cita, que organiza la Asociación Española de Valorización Energética de la Biomasa (Avebiom) reúne a más de 600 empresas y firmas del sector, procedentes de 30 países, y tendrá un impacto económico de casi cuatro millones de euros en la Comunidad.

En ese sentido, el titular de Fomento y Medio Ambiente destacó que la feria, una de las «más importantes» en la materia de España y Europa, que aseguró no se celebra en Castilla y León por casualidad, sino por el «compromiso» de la Comunidad con la biomasa como recurso energético, tanto para la generación de electricidad, como para producir calor y agua caliente. Destacó que se trata de una fuente renovable, sostenible y de futuro.

Suárez-Quiñones recordó unas palabras de la ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, quien aseguró que el «futuro o es sostenible o no lo es» durante la presentación de la Estrategia de Economía Circular. Destacó que la Junta trabaja en esta materia desde hace 20 años con el apoyo de un socio «leal», Avebiom, para crear infraestructuras y promover la generación de empresas vinculadas con la biomasa.

El consejero destacó la red de calor de distrito que atiende los 26 edificios dependientes de la Universidad de Valladolid (UVa) en los campus Miguel Delibes y Río Esgueva, que «próximamente» incorporará también al Hospital Clínico Universitario de la ciudad. También destacó la red que se está instalando en el barrio de Huerta del Rey para inmuebles de la Junta, o los sistemas que se proyectan en León, Ponferrada, Palencia y Salamanca, así como la planta de generación eléctrica en El Bierzo, con una inversión de 50 millones.

También, el consejero remarcó que la Comunidad contaba a finales de 2016 con 31.138 instalaciones de biomasa, 5.769 más que el año anterior (el 22,8 por ciento), con una potencia instalada de casi 1,4 millones de kilovatios. Además, señaló que el objetivo es alcanzar el millón de toneladas de biomasa en 2020, puesto que la Comunidad produce en la actualidad unas 700.000. Todo ello, insistió Suárez-Quiñones, tiene su reflejo en la feria.

En la misma línea, el secretario general de Agricultura y Alimentación del Ministerio, Carlos Cabanas, destacó que la oportunidad de negocio que ofrece la biomasa, puesto que permite generar actividad económica y generar empleo en el medio rural, luchar contra el cambio climático, que recordó afecta especialmente a los países mediterráneos y mantener los bosques limpios para evitar incendios forestales. Por ello, destacó la importancia de la feria que ayuda a concienciar a los ciudadanos sobre su importancia.

Caramelo goloso

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, destacó las ventajas que ofrece la biomasa puesto que no exige fracturar la tierra, no genera déficit en la balanza comercial, favorece el desarrollo de la industria tecnológica, genera empleo y evita la emisión de CO2 a la atmósfera. Además, destacó que Valladolid cuenta con más de 3.800 equipos instalados, el 12,3 por ciento de la Comunidad, tras crecer un 24 por ciento durante un año.

Por ello, el regidor consideró que la biomasa y Valladolid forman el «maridaje» adecuado para albergar Expobiomasa, un «caramelo goloso» que aseguró otras ciudades quisieran albergarla puesto que en estos cuatro días la ocupación hotelera es del 100 por 100. También destacó que es un escaparate para los 18.000 profesionales que acudirán a la feria, lo que permite que la capital sea la ciudad que más crece en turismo en España.

Así, Óscar Puente expresó el compromiso de las administraciones de trabajar para que la feria pueda crecer y mejorar sus instalaciones, todo ello con el objetivo de que Valladolid pueda seguir contando en el futuro con este certamen. Destacó que están dispuestos a hacer el esfuerzo necesario para que puedan celebrarse foros que colmaten también la superficie disponible.

Por su parte, el presidente de Avebiom, Javier Díaz, señaló que la biomasa es un sector «pujante», «muy vivo» y con un gran futuro «por delante». Además, señaló que este certamen seguirá celebrándose en Valladolid y destacó la acogida y trato recibido tanto por la Junta, como el Gobierno de España.

Fotos