Diez años de crisis para el comercio: 15.000 ocupados menos y más de 4.500 empresas cerradas

Comercios del Mercado del Conde Luna/Gráfico
Comercios del Mercado del Conde Luna

Conferco advierte de que la recuperación no ha llegado a los bolsillos y apuesta por la dualidad de ventas presencial y on line a través de plataformas para afrontar el futuro en el sector de Castilla y León

ICAL

La recuperación no llega al comercio de proximidad, que acumula una década de recesión permanente en Castilla y León. Las cifras son tozudas. Esta actividad vio desaparecer 15.000 ocupados entre el tercer trimestre de 2008 y el mismo periodo de 2017, según la Encuesta de Población Activa (EPA), al pasar de 106.100 cuando se inició el declive económico a los 91.100 de este año.

Los datos que facilita el Instituto Nacional de Estadística (INE), recogidos por Ical, constatan que el desempleo en el comercio al por menor alcanzó en el tercer trimestre de este ejercicio a 8.800 personas, cuando en 2008 afectaba a 6.000, es decir, hay 2.800 parados más.

En consonancia con estos malos resultados, el número de activos también se resintió sobremanera en los años de estudio, al pasar de lo 112.100 en el primer año de la crisis, hasta los 99.900 de 2017, es decir, hay 12.200 menos.

En cuanto al número de empresas, el directorio del INE también refleja el declive de esta actividad, que contaba en el arranque del año 2008 con 29.396 actividades de comercio al por menor en Castilla y León, para llegar a 2017, con 24.873, lo que supone la clausura de 4.523.

La ventas del comercio al por menor hasta el mes de octubre de este año tampoco estuvieron en positivo, con una variación anual del menos 0,9 por ciento, siempre según los datos oficiales del INE.

La presidenta de la Confederación de Comercio de Castilla y León (Conferco), María Rosario Sanz, destacó que llevan en retroceso desde hace diez años, “las ventas ha caído mucho y no se han recuperado” porque, aseguró, “la recuperación no ha llegado al bolsillo de las personas” y se ha desplomado el poder adquisitivo del comprador. Sanz también enmarcó el cierre de comercios en el centro de las ciudades a que no existe una continuidad generacional y a un cambio de hábitos en los consumidores.

Ganar el futuro

Con todo, defendió que el sector debe ganar el futuro y constató su apuesta porque se suban a la “dualidad” en las ventas presencial y on line. “Las compras son cada vez mayores a través del comercio electrónico, es una cultura que se ha establecido y es importante sumarse”, dijo a Ical.

Sanz destacó que a partir de enero impulsarán la entrada del pequeño comercio en las plataformas de ventas, porque el gran problema no está en que no esté preparado tecnológicamente, sino en que se le conozca y a través de esos espacios podrá promocionarse más fácilmente. “Es esencial que el comercio de proximidad, independientemente de que cuente con su propia web, esté presente en todas las plataformas en las que le sea posible, para añadir posibilidades de venta y publicidad a su espacio”.

La responsable de Conferco destacó que “esto va a ser una asignatura continua” para el comercio, que deberá actualizarse cada día, publicitarse, hacer una oferta viva en todo tipo de formatos. Eso sí, desde la base de la obligación de especializarse, ser un “buen profesional, y definir muy bien una gama y la línea de productos muy competitivos”. “Precio competitivo, calidad, y cliente al que sepa que va a vender. No podemos ser bazares”, sentenció, para recalcar que se debe dar la vuelta a los métodos de venta “de continuo”, tanto en el servicio presencial como on line, con un carácter eminentemente práctico. “Sino, difícilmente...”, advirtió.

Nueva aplicación

María Rosario Sanz se refirió también a la necesidad de implementar con mayor agilidad el plan estratégico de la Junta que se extenderá hasta 2019, porque “va un poco más lento de lo que nos gustaría”. Asimismo, reclamó al Gobierno regional que en materia de promoción sea “práctico” y en relación a las medidas de formación, que sirvan realmente para la profesionalización del sector.

Sanz dio la bienvenida también al trabajo que está desarrollando la Junta junto a las diputaciones, ayuntamiento y Conferco, para la puesta en marcha de una aplicación denominada “RACI”, una plataforma, explicó, en la que se volcarán “un montón de datos prácticos” para el sector. “Servirá como termómetro de cada ciudad a nivel de comercio y contará con la información adecuada de cara al comerciante, desde la normativa a las posibilidades de ubicarte en otro sitio, aunque llevará un tiempo”, dijo.

Esta comerciante burgalesa aprovechó también para exigir de nuevo una regulación igualitaria autonómica de apertura de festivos y rechazó un calendario amplío en la liberalización de los horarios. Al respecto apostó por entre 10 y 12 días para dar un servicio en épocas como navidades o rebajas, “cuando se necesitan”. En este momento, explicó que siete de las nueve capitales abren 16 festivos al tener aprobada por la Junta la Zona de Gran Afluencia y sólo Palencia y Zamora, lo hacen entre 10 y 12 días.

Por último, y a nivel interno de la organización regional Conferco, apostó por que “tenga fortaleza” y una “imagen y un trabajo” con otros colectivos interesantes, desde Cecale, a la confederació española y administraciones públicas.

Contenido Patrocinado

Fotos