Las Cortes cierran filas con la igualdad salarial de las mujeres en un cruzado debate de PP y PSOE

El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, conversa con el portavoz del Grupo Socialista, Luis Tudanca, durante la celebración del Pleno de las Cortes de Castilla y León./Leticia Pérez
El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, conversa con el portavoz del Grupo Socialista, Luis Tudanca, durante la celebración del Pleno de las Cortes de Castilla y León. / Leticia Pérez

La popular Ángeles García rechaza “lecciones” de quien dejó “todo como un erial” y la socialista Ana Muñoz de la Peña defiende los avances con el PSOE

LEONOTICIAS

Las Cortes de Castilla y León cerraron hoy filas con la igualdad salarial de las mujeres, en la víspera de la huelga feminista y del Día de la Mujer, con la aprobación por unanimidad -excepto un punto en el que se abstuvieron Podemos e IU- de una proposición no de ley firmada por el Grupo Popular, cuyo debate se desarrolló en un cruce de acusaciones entre los dos partidos mayoritarios en relación a qué Gobierno hace más por la igualdad real.

La procuradora Ángeles García (PP), a quien la presidenta de las Cortes, Silvia Clemente, pidió que bajara el tono en su intervención, defendió que con el Gobierno del PP se crea más empleo, también para las mujeres, y rechazó “lecciones” del PSOE, mientras que Ana Muñoz de la Peña (Grupo Socialista) sostuvo que ha sido con ejecutivos socialistas cuando más se ha avanzado.

En ese marco, la popular presentó su proposición no de ley de once puntos sobre igualdad laboral en “un día especial” con motivo de la huelga feminista de mañana, que aprovechó para expresar el respeto a quien secunde la jornada y a quienes defiendan que el “movimiento se demuestra andando”. “Ha habido avances, pero hay margen para la mejora” desde la Junta y el Gobierno, defendió.

García argumentó que siempre han estado a favor de la igualdad, pero rechazó apuntarse a “pancartas y soflamas” y sí asentar su trabajo en propuestas y compromisos porque sirve “más que el postureo y la demagogia de algunos”.

Entre los once puntos, reclamó que se agilicen los trámites para la aprobación del proyecto de ley de medidas de apoyo a la conciliación de la vida personal familiar y laboral que será pionera en España y por parte del Gobierno una ley de igualdad retributiva y de transparencia salarial, así como el cumplimiento de la Estrategia Integrada de Empleo y la equiparación de los permisos por nacimiento, adopción y acogimiento para ambos progenitores, donde Podemos e IU se abstuvieron.

La socialista Ana Muñoz de la Peña dio la “bienvenida” con ironía al Grupo Popular a la oposición en las propuestas presentadas, afirmó que la PNL es “una enmienda a la totalidad” a las políticas de la consejera de Familia -se escucharon carcajadas en la bancada popular- y afeó a los 'populares' que ahora pidan que se cumplan una serie de medidas recogidas en sus planes. “Hacen la oposición a la Junta, y más suave, en otro tono a Rajoy”, indicó en relación a las peticiones dirigidas al Gobierno, como que ejecuten lo acordado en el Pacto de Estado de Violencia de Género.

Muñoz de la Peña y García entraron en un cruce de acusaciones sobre quién defiende la igualdad real entre hombres y mujeres o con qué gobiernos se ha avanzado más en estas políticas. La popular no aceptó “lecciones” que un partido, como el PSOE, “después de haber dejado todo como un erial”. No pueden dar lecciones, y sí pedir perdón”, aseveró.

Maquillaje de estado

“Como mañana es 8 de marzo tocaba hacer esta propuesta y el resto del año nada” afirmó la procuradora de Podemos Laura Domínguez, que apuntó a “lo bien que sienta al PP el maquillaje de estado de la igualdad”, pero recordó que lo real es una brecha salarial, un Pacto de Estado de Violencia de Género que se incumple o medidas de conciliación, que puso en duda.

Belen Rosado respaldó de entrada la propuesta del PP, al considerar que “muchos de los puntos” están pactados con Ciudadanos, además de entender que son un “avance” y los acuerdos recién firmados del Diálogo Social tienen reflejo en el texto presentado. “Vamos a estar vigilantes”, avisó. Delgado valoró en particular la futura ley de conciliación y reducir la brecha en el ámbito de las carreras técnicas.

El procurador de IU-Equo, José Sarrión, expresó la “sorpresa” con los datos reflejados en la moción sobre el empleo femenino y brecha salarial y advirtió de que los avances tienen que ir acompañados de más presupuesto. “Es papel mojado”, concluyó sobre algunos de los puntos recogidos por el PP.

“Me ha gustado que quiten la careta al presidente del Gobierno cuando dijo que esto no toca, en unas declaraciones tan lamentables”, argumentó Luis Mariano Santos (UPL), que trasladó el “apoyo sin fisuras” a la huelga de mañana porque “algo tiene que cambiar”. Sobre la PNL, afirmó que en el “papel es importante”, pero echó en falta más concreción, ambición y compromiso.

Ángeles García agradeció el apoyo de los grupos y recalcó que el objetivo es construir una sociedad de igualdad de oportunidades porque hoy las mujeres dedican más tiempo al hogar pero no consintió que “algún grupo” les den “lecciones, ya que lo que “rompe el PSOE lo tiene que arreglar al PP”. “Siete de diez paradas en Europa las aportó en España el Gobierno del PSOE. Se dan cuenta del drama”, criticó.

Por el contrario, manifestó que con el Gobierno del PP la situación laboral de las mujeres ha cambiado porque España ha pasado de liderar el desempleo femenino a su creación, con casi un 30 por ciento de mujeres que han abandonado las listas del paro.

Contenido Patrocinado

Fotos