Castilla y León, pionera en el reciclado de residuos electrónicos

Residuos de aparatos electrónicos. /EFE
Residuos de aparatos electrónicos. / EFE

La Fundación Ecolec elige la comunidad para implantar un plan piloto de recuperación de pequeños electrodomésticos y aparatos eléctricos que después extenderá a otros territorios

FRANCISCO F. BERNARDO Valladolid

La Fundación Ecolec, con el apoyo de la Federación Española de Comerciantes de Electrodomésticos (FECE), ha puesto en marcha su nuevo programa #GreenShop, una red destinada a la recuperación, reciclaje y gestión de residuos de aparatos eléctricos y eléctrónicos (RAEE). Para ello, ha seleccionado a 51 comercios de electrodomésticos de Castilla y León, que serán los primeros en participar en esta iniciativa, a modo de plan piloto, que posteriormente ampliará a otras comunidades autónomas

La Fundación Ecolec es una entidad sin ánimo de lucro creada en el año 2004 por las asociaciones empresariales que representan al sector de fabricantes e importadores de grandes y pequeños electrodomésticos. Su objetivo es gestionar la recogida, tratamiento, valorización y eliminación de los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, pilas y acumuladores, así como participar en la labor de concienciación medioambiental y promover la cultura del desarrollo sostenible.

Con este programa, Ecolec quiere reconocer a los puntos de venta de electrodomésticos participantes por su compromiso real con la economía circular, el desarrollo sostenible y la defensa del medio ambiente, además de potenciar su papel en la sociedad.

En esta primera fase de implantanción del programa participarán once establecimientos de Valladolid, siete de Zamora, ocho de Salamanca, cinco de Palencia, tres de Burgos, seis de Soria, cuatro de Segovia y siete de Ávila.

Esta Fundación ha elegido a Castilla y León para llevar a cabo la fase de arranque del programa #GreenShop por «su fuerte compromiso con el reciclaje en general, que se ha materializado a lo largo de los últimos años en un incremento considerable de las cantidades de residuos correctamente gestionados, mostrando su iniciativa y sensibilidad con el desarrollo sostenible», explica Luis Moreno, director general de la Fundación Ecolec. «Estamos seguros – añade– de que esta iniciativa va a tener muy buena acogida en Castilla y León y esperamos ampliarla a lo largo de 2018 a otras regiones españolas, tejiendo una red de comercios comprometidos de verdad con el reciclaje de RAEE y la economía circular».

Herramientas

A través de esta iniciativa, Ecolec pone a disposición de los distribuidores una serie de herramientas que faciliten el cumplimiento de sus obligaciones a la hora de gestionar de manera correcta y respetuosa con el medio ambiente los residuos eléctricos y eléctrónicos. En una fase posterior del programa, distinguirá a aquellos comercios participantes que más hayan contribuido al reciclaje de estos aparatos así como a concienciar sobre este tema, con distintivos Plata y Oro, «lo que les permitirá diferenciarse del resto de distribuidores por llevar a cabo una gestión ambiental responsable de los residuos derivados de su actividad comercial», mantiene Luis Moreno.

De esta forma, las tiendas #GreenShop contarán con el sello del programa colocado en el escaparate o puerta de entrada al comercio, cartelería e información en el punto de venta para los consumidores sobre la correcta gestión ambiental de los residuos de aparatos electrónicos y un contenedor para la recogida separada de los citados aparatos.

Estos residudos se clasifican en pequeños electrodomésticos, equipos de informática y telecomunicaciones, aparatos de consumo, de alumbrado, herramientas, juguetes y equipos deportivos, aparatos médicos, instrumentos de vigilancia y control ymáquinas expendedoras.

Cada habitante de Castilla y León recoge, de media, unos 3,17 kilos de residuos de equipos eléctricos y componentes de equipos electrónicos desechados, cifra que aumenta a 3,24 kilos si se añaden los residuos de pilas y acumuladores. En total, 8.092 toneladas de basura electrónica generadas en la región en un año (datos de 2014). Los españoles generan de de media, 3,79 kilos, de los que solo se reciclan el 26,1%, lo que supone el octavo porcentaje más bajo de la UE. Una tasa que revela asimismo que solo uno de cada cuatro residuos que se generan son utilizados para obtener materias primas.

Contenido Patrocinado

Fotos