La cárcel de León cuenta con 74 plazas vacantes para el personal de prisones

Centro Penitenciario de León./
Centro Penitenciario de León.

Castilla y León es la comunidad con las plantillas más envejecidas y desde el CSIF reclaman mejorar las condiciones retributivas

Leonoticias Diario
LEONOTICIAS DIARIOLeón

CSIF de Castilla y León le recordó al nuevo secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Ortiz, que las ocho cárceles de la Comunidad tienen un total de 445 plazas vacantes, lo que supone entre el 12 y el 15 por ciento de la la plantilla total, siendo «un lastre muy grave» en la atención de las prisiones y le reclamaron «una oferta de empleo urgente y suficiente». Ortiz mantuvo una reunión en el Centro Penitenciario de Perogordo de Segovia con representantes sindicales.

El responsable del sector de la Administración General del Estado (AGE) de CSIF Segovia y funcionario de prisiones, Fermín Pinto, expuso que la falta de personal es un tema prioritario, tanto en Castilla y León como en el resto de España, y requiere «dar solución lo más rápidamente posible» a las «mal dimensionadas» relaciones de puestos de trabajo para cubrir las más de 3.000 vacantes en todo territorio nacional, 445 de ellas en Castilla y León, con el agravante de ser la comunidad con las plantillas «más envejecidas».

Fermín Pinto señaló que hay 126 vacantes en la cárcel de Topas (Salamanca), le sigue las 74 plazas sin cubrir en León; 53 en Dueñas (Palencia); 51 en la cárcel de Palencia; 40 en la de Segovia; 36 en Valladolid; 35 en Soria, «sin olvidar que su nueva prisión permanece cerrada por falta de oferta para contratar persona». El sindicato solicitó a Ángel Ortiz, conocer las previsiones de Instituciones Penitenciarias para abrir la nueva cárcel de Soria.

Desde CSIF Castilla y León también trasladaron al nuevo director de Instituciones Penitenciarias «abordar ya» las mejoras retributivas, que se vienen demandando desde hace meses, con una equiparación salarial con los funcionarios de prisiones de Cataluña, o subidas en algunos niveles y en el complemento D7 para el personal laboral. Tambien reclamaron una reclasificación de los internos acorde a los centros, para evitar agresiones y los concursos de traslados anuales con un baremo negociado;

Otras reivindicaciones pasan por el rechazo a la externalización de trabajos de limpieza, mantenimiento o seguridad y que sean cubiertos por empleados públicos; que se impulse la prevención de riesgos laborales; la recuperación de las horas en la limpieza de las oficinas de las cárceles, que se redujeron un 50 por ciento por la crisis, y la ejecución de las transferencias de la sanidad penitenciaria a las autonomías, ser más eficaces en las necesidades sanitarias de las prisiones.

Fermín Pinto resaltó que el encuentro con nuevo responsable de Instituciones Penitenciarias fue «positivo» y le agradeció su talante al atenderles en su primera visita a Castilla y León, a la cárcel de Segovia, y confió se restablezcan las negociaciones con los sindicatos, «llegando a acuerdos que mejoren la situación de los trabajadores y de los servicios de Instituciones Penitenciarias».

Desde CSIF Castilla remarcaron que esperan que «la buena predisposición de Ortiz» se traduzca en un compromiso concreto sobre las mejoras retributivas, en la reunión prevista el 24 de julio, en el Grupo de Trabajo de Retribuciones, poniendo encima de la mesa un incremento de la oferta pública de empleo para prisiones, al apuntar el secretario general de Instituciones Penitenciarias su intención de aumentar la tasa de reposición por encima del número de bajas, pero sin concretar cifras.

Por último, el responsable de AGE de CSIF Segovia recalcó que Ortiz les pidió colaboración para mejorar el colectivo penitenciario y, desde el sindicato, le pidieorn que «defienda a sus empleados públicos», porque hay que abrir a la sociedad el trabajo que se realiza en las cárceles.

Contenido Patrocinado

Fotos