Leonoticias

Imagen de archivo de una patrulla de la Guardia Civil.
Imagen de archivo de una patrulla de la Guardia Civil.

Castilla y León repite como la comunidad con la tasa de delitos y adultos condenados más baja de España

  • Suma 11.151 delitos en 2015, que se saldan con 8.962 adultos y 879 menores condenados

Castilla y León registró en 2015 un total de 5,5 delitos por cada 1.000 habitantes, lo que se saldó con 4,3 adultos condenados, por lo que repite con la tasa más baja de España. Además, la Comunidad sumó 11.551 delitos, que se tradujo en 8.962 adultos y 879 menores condenados, según los datos publicados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística.

Andalucía fue la comunidad autónoma en la que fueron inscritas más personas condenadas en el año 2015, con el 19,6 por ciento del total. En segundo y tercer lugar se situaron Cataluña (15,6 por ciento) y Valencia (12,5 por ciento). Además, Cataluña fue la comunidad con más condenados extranjeros (22,9 por ciento del total) seguida de la Comunidad de Madrid (16,2 por ciento) y Andalucía (12,8 por ciento).

Las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla registraron las tasas de condenados inscritos por 1.000 habitantes más elevadas (24,6 y 21, respectivamente). Por el contrario, Castilla y León (4,3), País Vasco (4,4) y Castilla-La Mancha (4,9) presentaron las tasas más bajas.

Asimismo, la Comunidad registró el pasado año 11.551 delitos, lo que supone 5,5 por cada 1.000 habitantes. Andalucía fue la autonomía con un mayor número de delitos, en concreto, 55.998, seguida por Cataluña (46.131), la Comunidad Valenciana (35.555) y la Comunidad de Madrid (34.746). Además de Melilla (1.489) y Ceuta (1.805), las cifras más bajas se registraron en La Rioja (1.956), Cantabria (3.376) y Navarra (3.481). Además, País Vasco (5,9) y Castilla-La Mancha (6,3) fueron las comunidades con la tasa de delitos por cada 1.000 habitantes más bajas junto con Castilla y León.

El delito contra la seguridad colectiva fue el más numeroso en la Comunidad (3.864), ya que representa el 33,4 por ciento del total. Le siguió el vinculado con la seguridad vial (3.503), que supone el 30,3 por ciento, y el referido al patrimonio y el orden socioeconómico (3.037), que significa el 26,2 por ciento. Destacan también las lesiones, que supusieron 1.560.

Menores

Respecto a los menores, Castilla y León fue la cuarta comunidad con más menores (14 a 17 años) condenados por cada 1.000 habitantes, ya que registró una tasa de 10,9, frente al 7,9 de media nacional. Ceuta y Melilla, con 35,4 y 19,3, fueron los territorios con más condenados, seguidos de Baleares (12,9), Canarias (11,9) y Valencia (11,8). Mientras Madrid, Aragón y Castaluña fueron las que presentaron las cifras más bajas, 4,2; 4,9 y 5,3, respectivamente. Además, la Comunidad sumó 879 jóvenes condenados, el 6,2 por ciento del total nacional (13.981).

Finalmente, Castilla y León fue la quinta autonomía con una mayor tasa de infracciones penales, al registrar 16,6 por cada 1.000 habitantes. El pasado año, se contabilizaron 1.338 infracciones por parte de menores en la Comunidad, el 5,5 por ciento del total nacional (24.005).