Leonoticias

fotogalería

Inkicio dela vendimia en la DO Rueda con el sol aún sin salir. / Fran Jiménez

Rueda arranca la vendimia en Castilla y León

  • La Denominación de Origen comenzó a cosechar las variedades más tempranas poco antes de la salida del sol

Como suele ser habitual, la DO Rueda ha sido quien primero ha iniciado las labores de recolección de la uva este año en Castilla y León. La Denominación de Origen prevé finalizar la campaña de vendimia de este año con la recogida de un total de cien millones de kilos de uva, según concretó el director general de la DO Rueda, Santiago Mora. De cumplirse la previsión inicial la cantidad sería superior al pasado año cuando la D.O.Rueda finalizó las labores con un total de 89.151.039 kilos de uva recogidos. De ellos, el 98,65% (87.948.358 kilos) correspondieron a uvas blancas y la variedad autóctona Verdejo supuso el 85,21 % de la producción total, con 75.967.451 kilos.

La vendimia se iniciará de manera oficial esta semana, sin embargo hoy a las seis de la mañana las primeras máquinas entraron en una parcela de la bodega Hijos de Antonio Barceló. Este arranque simbólico se produjo en unos pagos de la variedad sauvignon blanc, de ciclo vegetativo más corto y maduración pronta, que otras uvas. En la anterior campaña se vendimiaron un total de 13.074,53 hectáreas, con un incremento de 131,13 respecto al 2014. De ellas el 95% (12.434.63 has.) correspondieron a variedades blancas y la uva verdejo supuso el 86 por ciento (10.679,88 has.).

Por el momento habrá que esperar a que la campaña finalice para conocer la calidad de la uva, pero las elevadas temperaturas registradas durante las dos últimas semanas podrían influir en la uva. «La uva engordó bien, pero el calor excesivo podría ser perjudicial» aseguró Mora, que concretó que «todavía es imposible calcular la repercusión hasta que no empecemos a vendimiar esta semana». Hay que recordar que en la pasada vendimia la producción descendió debido a las altas temperaturas que el mercurio registró en junio y julio y al estrés hídrico que sufrió la planta.