http://static.leonoticias.com/www/menu/img/campo-desktop.jpg

La reserva de agua se agota

La situación no ha llegado a un nivel de alarma pero la CHD ya ha advertido de la urgente necesidad de controlar los riegos ante la imposibilidad de garantizar el suministro

Un animal intenta pastar en una zona afectada por la sequía.
LEONOTICIASLeón

La Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) acordó este miércoles mantener las limitaciones de riego de cultivos, que establece el sistema de turnos, ante el “grave” déficit hídrico que presenta gran parte de la cuenca, puesto que las lluvias de mayo aliviaron el volumen a desembalsar pero no incrementaron las reservas de agua.

En un comunicado, el organismo regular explicó que el presidente de la CHD, Juan Ignacio Diego Ruiz, técnicos del organismo de cuenca, representantes de la Administración General del Estado y de las administraciones autonómicas por donde se extiende la demarcación, además de regantes y empresas energéticas, participaron en el encuentro que acordó continuar con los turnos de riego como medida efectiva para garantizar el uso racional de los “escasos” recursos hídricos.

Asimismo, la CHD reconoció que la aplicación del sistema de turnos, aprobado el pasado mes, con la regla que permite regar a las márgenes derechas los días impares, y las izquierdas, los pares, ha ocasionado algunos problemas en zonas donde las tomas se derivan a canales de tierra de considerable longitud. También detectó “desequilibrios” entre tomas de distintas márgenes de algunos ríos.

Turnos

Para solucionar estas incidencias, la CHD acordó establecer turnos de duración semanal, que comenzarán en la mañana de cada lunes para concluir a la misma hora del siguiente lunes, en los regadíos concesionales de los ríos Duerna, Eria y Omaña (del sistema de explotación Órbigo), y Bernesga, Torío, Curueño, Porma y Esla, del sistema de explotación de este último.

También, de forma excepcional, se estableció un régimen alternativo para los regadíos concesionales, de interés general del Estado, que hayan modernizado sus infraestructuras, y que voluntariamente acepten regirse por las condiciones de racionalización de sus juntas de explotación. De esta manera, señaló la CHD, se reconoce a las comunidades de regantes que han hecho un esfuerzo por lograr la eficiencia en el uso del agua.

Alerta

La Junta de Gobierno también revisó el informe mensual de seguimiento de la sequía en la demarcación del Duero, cuyos resultados de mayo confirman que la situación de la cuenca es de “alerta” por sexto mes consecutivo, ante la escasez de precipitaciones. La pluviometría media del pasado mes arrojó valores próximos a los normales, que no mejoraron de forma significativa las reservas existentes.

De hecho, los 18 embalses de Estado que gestiona directamente la CHD contienen 1.640 hectómetros cúbicos de agua, es decir, el 57 por ciento de su capacidad frente al 92 por ciento, que contabilizaban el pasado año por estas fechas.

Contenido Patrocinado

Fotos