http://static.leonoticias.com/www/menu/img/campo-desktop.jpg

La cosecha de la vendimia pierde un 70% de la producción y los viñedos no se recuperarán hasta 2019

Imagen de la reunión de la DO Tierra de León en la Diputación Provincial. / Noellia Brandón

Las heladas han afectado a las vides en la provincia leonesa han reducido la cosecha en un 70% marcando los peores datos de Castilla Y León

INÉS SANTOSLeón

La vendimia no ha encontrado el caldo de cultivo ideal en la provincia de León y las pérdidas cuantificadas en este ejercicio han sido del 70%. Un total de 1.317.763 de kilos de las diferentes variedades ha sido la recolección que las 41 bodegas inscritas han tenido en 2017. Unas cifras que están muy por debajo de los más de 4 millones de kilos que se recaudaron en el pasado año o los 4,6 millones de la gran añada de 2015.

El problema de las heladas del mes de abril afectó a toda la comunidad, pero León registra los peores datos de Castilla y León en un ejercicio en el que la cosecha ha registrado pérdidas del 70%. Alejandro González, Director Técnico DO Tierra de León, ha explicado que «los primeros estudios no llevaron a concluir que el daño sería del 85%», motivo por el cual la DO Tierra de León decidió solicitar la zona catastrófica.

Finalmente el ciclo vegetativo de la vid se fue recuperando, «esperábamos que el verano ayudase a minimizar las pérdidas, hubo zonas que mejoraron, pero no fue suficiente».

Los daños han tenido tal magnitud que algunos viticultores han tenido que renunciar a la recolección de la uva. Rafael Blanco, Presidente DO Tierra de León, ha explicado que las bodegas «intentarán abastecer el mercado con las reservas de las cámaras». Pero la pérdida de uva hará que los ingresos de la denominación «se vean reducidos en la misma proporción que la producción».

La preocupación es aún mayor, ya que no sólo se ha visto afectada la cosecha de 2017 sino que las sucesivas añadas tendrán «el efecto arrastre» que este año han sufrido las viñas. «Ha habido recuperaciones, pero no del 100% y eso tardará años», ha explicado Alejandro González quien recuerda que sería positivo «recuperar el 50% en el próximo ejercicio», pero insiste en que «el 100% hasta 2019 no lo esperamos».

Los datos reflejan una gran calidad

La cantidad ha sido mucho menor de la que el mercado necesita, pero la calidad de la uva de la DO Tierra de León sigue siendo excelente. El prieto picudo sigue siendo la variedad estrella, de la que se han recogido 891.223 kilos, le sigue el verdejo con una recolección de 163.440 kilos y el mencía con 158.722 kilos.

Otra de las sorpresas ha sido el albarín, que sigue aumentando su producción con 94.488 kilos y un crecimiento exponencial con respecto al año pasado de un 7%.

Uno de los datos más positivos que ha tenido esta cosecha ha sido la calidad sanitaria de la uva, que según los primeros informes «ha sido excelente». Eso también ha sido gracias al trabajo de los viticultores, que en algunos casos han dado «dos vueltas de vendimia», esperando la maduración óptima.

Fotos