El alcalde de Cacabelos exige a la ejecutiva comarcal del PP el cese del portavoz municipal Adolfo Canedo

El alcalde de Cacabelos, el socialista Sergio Álvarez, momentos antes de la rueda de prensa./César Sánchez
El alcalde de Cacabelos, el socialista Sergio Álvarez, momentos antes de la rueda de prensa. / César Sánchez

El exregidor se enfrenta a una petición de cinco años de prisión e inhabilitación por un presunto delito de falsificación documental

D. ÁLVAREZCacabelos

El alcalde de Cacabelos, el socialista Sergio Álvarez, exigió este jueves al nuevo presidente de la ejecutiva comarcal del PP, Raúl Valcarce, que cese al portavoz 'popular' en el Ayuntamiento y exalcalde, Adolfo Canedo, de sus responsabilidades después de que un “demoledor” informe de la Fiscalía solicite para él una pena de cinco años de prisión e inhabilitación por un presunto delito de falsificación documental. “Mi interlocutor en el PP ya no es Adolfo Canedo”, aseguró Álvarez, que calificó de “absurda” la apertura de un expediente informativo contra Canedo por parte del PP comarcal.

Acompañado por todos los concejales del equipo de Gobierno, Álvarez criticó que Canedo haya achacado a la secretaria interina la responsabilidad del acto. “Aquí nadie firma lo que dice la secretaria”, recordó el regidor, que subrayó la “prepotencia y despotismo” con las que el anterior alcalde ejerció su acción de gobierno. “Conociendo su personalidad y sus formas de actuar, no me creo que nadie le haya obligado”, concluyó.

En la misma línea, aseguró que lo único que los responsables municipales esperan de anedo es “una pataleta en la que insulte a todos los concejales”. “La ignorancia no es una excusa válida, menos en un caso en el que el señor Canedo se jactaba de sus conocimientos sobre la administración”, remachó.

Por su parte, la concejala de Acción Social, Susana Vila, calificó el informe fiscal de “incontestable” y consideró que la intención del portavoz 'popular' de derivar la responsabilidad hacia la funcionaria es “penosa y bochornosa”. “No podemos creer que una funcionaria falte a la verdad salvo bajo presión o amenazas”, subrayó Vila, que acusó al exalcalde de querer “verter todo el peso sobre una funcionaria a la que se puede arruinar su carrera”.

Un instante de la rueda de prensa de este jueves.
Un instante de la rueda de prensa de este jueves. / César Sánchez

En ese sentido, Vila remarcó que los actos administrativos “no son responsabilidad sólo de quien los firma sino también de quien los avala” y exigió la dimisión “sin dilaciones” de Canedo, al que pidió que “deje de mentir”. “El único investigado entre los 13 concejales del Ayuntamiento es él”, subrayó.

Por último, el concejal de Urbanismo, Alfredo García, lamentó la “gestión nefasta” de Canedo durante sus años al frente del Ayuntamiento y recordó las “consecuencias serias” que su etapa de gobierno provoca en la actual Corporación. “Estamos haciendo frente a malas actuaciones que provienen de su época de alcalde”, afirmó García, que recordó que el Ayuntamiento ha tenido que invertir más de 30.000 euros para levantar parte de la ampliación del cementerio construida durante el mandato del 'popular'.

En la misma línea, García subrayó que el contrato del alumbrado público municipal, que dobló su precio tras la última renovación, está denunciado y pendiente de sentencia judicial por considerarse “perjudicial” para los intereses del Ayuntamiento. Según García, este documento es “similar a otros contratos en otros ayuntamientos que están investigados en la trama Púnica”.

No será el único asunto en el que Canedo tenga que comparecer ante el Juzgado de Ponferrada en las próximas semanas. El próximo 8 de enero, el exalcalde declarará como investigado en un proceso en el que también se investiga al arquitecto municipal y exalcalde de Ponferrada, Samuel Folgueral.

El actual regidor, que prestará declaración como testigo en defensa de los intereses del Ayuntamiento de Cacabelos, recordó que la denuncia que originó el caso tiene que ver con un presunto delito de prevaricación administrativa, según el cual Folgueral habría sido contratado “presuntamente a dedo” para prestar el servicio de asistencia técnica urbanística en la villa del Cúa.

Contenido Patrocinado

Fotos