Leonoticias

El secretario comarcal del PSOE se muestra ««muy triste» por el «espectáculo bochornoso» del partido

  • Courel evita posicionarse sobre la crisis abierta en la Ejecutiva Federal pero lamenta el «daño brutal»que se le está haciendo al partido que espera que «no sea irreversible»

El secretario comarcal del PSOE, Gerardo Álvarez Courel, tilda de «bochornoso espectáculo» que está dando el partido a nivel nacional tras la dimisión de 17 miembros de la Ejecutiva Federal. «Desde luego ayer fue un día muy triste para mí como militante socialista porque creo que el espectáculo que se dio en todos los ámbitos y por todos fue bochornoso y lo sigo manteniendo y lo mantendré hasta el dío que deje de ser militante del partido como militante y como persona de la calle», indicó. «Me dolió mucho por el propio partido, por la gente que lucha día a día en la calle porque haya una igualdad entre todos y desde luego creo que ayer no fue el mejor día para el PSOE», subrayó.

El responsable de los socialistas en la comarca ha evitado posicionarse este jueves sobre la crisis abierta y ha querido dejar claro que defenderá al partido por encima de todo. «Yo estoy en la balanza del Partido Socialista, yo soy secretario general del PSOE en el Bierzo y lo que defiendo es a mi partido, por encima de todo, por encima de ser secretario general que es un cargo temporal, por encima de todo soy militante y como militante defiendo al Partido Socialista», explicó.

Sobre la salida que augura a la crisis del PSOE, Courel entiende que «mi criterio desde luego no es el que se va a utilizar» pero deja claro que lo que le mueve en ese aspecto «es que hay aplicar los estatutos» aunque «la ley es la que es pero las interpretaciones son variadas, de hecho con casos iguales siempre vemos jueces que fallan de una manera y jueces que fallan de otra».

En este caso, recalca como «hay una parte que es la ejecutiva actual que mantiene una postura al respecto y hay otra parte que son los 17 miembros que mantienen que es totalmente opuesta». «Los estatutos dicen lo que dicen pero hay gente que dice que eso no conlleva una dimisión de la ejecutiva ni del secretario general y hay quien dice que sí», aseveró. Es por ello que prefiere no manifestarse en este sentido dado que cree que de lo contrario «lo único que hacemos es un daño brutal y esperemos que no sea irreversible al Partido Socialista».