La OTAN testa en la base aérea de León el primer 'geodron', un arma tecnológica y cartográfica puntera

Imagen de la aeronave que estos días sobrevolará León con lecturas cartográficas. / S. Santos

El sistema, de 'marca España', permite elaborar cartográficas en zonas de operaciones con una alta calidad y sin desplegar sobre el terreno a topógrafos con el riesgo que ello conlleva

A. CUBILLASLeón

El primer 'geodron' del Ejército de España 'toma vuelo'. Lo hace en la base aérea de la Virgen del Camino que este martes ha sido escenario de los primeros ejercicios de levantamiento topográfico del grupo geoespacial de la OTAN -Multinational Geospatial Support Group-.

Con sede en Alemania y compuesto por personal canadiense, alemán, checo, danés y español, el cometido de este grupo con apenas un año de andadura es el de dar apoyo geográfico a las operaciones de la Alianza Atlántica y la Unión Europea mediante trabajos técnicos en gabinete y el despliegue en las zonas de las operaciones.

En este marco, España aporta capacidades de producción de información geográfica, equipos para la captura de datos e impresión cartográfica. Una labor a la que ahora añade un plus con la incorporación de un arma tecnológica puntera para la elaboración de cartografías del terreno sin asumir ningún riesgo.

Características del geodron

Se trata de un dron con una envergadura de meto y medio de ala inclinada, que, a una velocidad máxima de 80 kilómetros por hora, vuela a una altura de 1,20 metros y en un rango de distancia de hasta 30 kilómetros, aunque el control remoto se limita a los dos kilómetros.

Una aeronave que cuenta con una cámara fotografía de 24 megapixeles, con una resolución de 2 centímetros sobre el terreno, ofreciendo una resolución de alta calidad.

Un dron que está interconectado directamente por un que, compuesta por una Tablet y un mando a control, sirve como emisor y receptor de datos así y permite tomar el control de la aeronave así como fijar el punto exacto de su aterrizaje.

Un sistema que, frente al trabajo topográfico clásico, permite ahorro de costes y tiempo, limitando a tres días el trabajo que se prolongaba hasta en tres semanas. Pero no sólo eso, el 'geodron' permite llegar a zonas a las que no podría acceder un vehículo todoterreno así como exponer a los topógrafos a posibles riesgos en una zona de operaciones.

«Mandar a un país a especialistas supone un riesgo. Esto no deja de ser un avión volando que no corre peligro alguno», ha indicado este martes José Antonio Mancheño, brigada del departamento de Cartografía del Cecaf, que ha estado al frente de las pruebas.

Un sistema novedoso con marca España, diseñado por la empresa Conyca, que ya ha despertado el interés de los alemanes y que este martes se ha testado para su próxima incorporación al grupo de trabajo con el objetivo de implantar un «lenguaje universal» en caso de una operación internacional.

Hablar el mismo lenguaje

Concretamente, los trabajos desarrollados este martes tienen como finalidad asegurar la interoperabilidad de los sistemas mediante la estandarización de los procedimientos de captura de la información geográfica en el campo, es decir, elaborar conjuntamente mapas y no limitarse a compartirlo entre países como ocurre en la actualidad.

«El objetivo final es unificar criterios y frecuencias de trabajo en la misión, es decir, sacar un producto igual para todos los países y, que aquellos no formen parte del grupo, que puedan entender los mapas a través de una serie de códigos y atributos», asegura el brigada Mancheño, que se muestra satisfecho por los primeros resultados obtenidos.

Asimismo, el objetivo es evaluar las capacidades de los geodrones el Centro Cartográfico y Fotográfico del Ejército del Aire y del Centro Geográfico del Ejército de Tierra de cara a la realización de levantamientos topográficos.

Cartografía de las bases aéreas de España

Unos ejercicios que, además, han permitido cartografiar la base aérea de La Virgen del Camino como punto de partido de un proyecto que se extenderá al conjunto de las bases de España. El objetivo obtener la servidumbre del entorno para determinar los obstáculos en la zona de exclusión aérea.

Pruebas que han sido supervisadas de cerca por responsables de los ejércitos alemanes o checos y que serán el punto de partida para la incorporación de esta novedosa arma tecnológica al proyecto multinacional de la OTAN.

Contenido Patrocinado

Fotos