Leonoticias

UGT condena «enérgicamente» el último caso de violencia machista

  • El sindicato considera que este tipo de crímen es «la manifestación más grave, cruel y brutal de la desigualdad»

UGT de León manifiesta su «más enérgica condena» ante el asesinato de una mujer presuntamente a manos de su marido en la Virgen del Camino y desea expresar toda su solidaridad y apoyo a la familia y amigos de la misma.

Con este último caso, ya son 6 las mujeres asesinadas por violencia machista en la Comunidad Autónoma y 39 el número de víctimas por esta causa a nivel nacional a lo largo de este año 2016.

«La violencia machista es la manifestación más grave, cruel y brutal de la desigualdad entre mujeres y hombres y la discriminación que sufren las mujeres en la sociedad. Constituye una flagrante violación de los derechos humanos y ello es un problema de primer orden, cuya erradicación debe ser inaplazable», señalan.

El próximo 25 de noviembre conmemoramos el día Internacional contra la violencia machista y UGT quiere hacer visible un año más la extrema gravedad de este problema, así como el carácter «inaplazable y prioritario de un tratamiento eficaz y efectivo, por parte de las Administraciones Públicas y en los diferentes ámbitos político, legislativo y judicial». «Es una lacra social, que afecta e involucra a la sociedad en su conjunto y que requiere intensificar los esfuerzos, las medidas y los recursos dirigidos a luchar contra este tipo de violencia, especialmente los destinados a garantizar la asistencia integral de las mujeres víctimas y el fomento de la igualdad de oportunidades», añaden.

Desde UGT alertan sobre «el altísimo número de solicitudes de órdenes de protección que son denegadas y por tanto, reclamamos que esta problemática sea abordada de forma urgente». Una de cada tres solicitudes de orden de protección fueron denegadas en Castilla y León en el año 2015. «La falta de adopción de órdenes de protección en un porcentaje tan elevado de casos, provoca la indefensión y desprotección de las víctimas ante la imposibilidad de acreditar esta condición para acceder a los derechos y prestaciones que les corresponden», señalan.

Por tanto, consideran «urgente» abordar este problema que es necesaria la aplicación efectiva y en toda su extensión de la Ley Orgánica contra la Violencia de Género, para garantizar una atención integral de las víctimas, incrementando y mejorando el funcionamiento coordinado de los servicios de asistencia en la Comunidad Autónoma, haciendo asimismo una especial incidencia en la formación de todos los profesionales implicados en el proceso de atención y seguimiento de los casos de violencia de género.