Leonoticias

San Andrés entra en un «callejón sin salida» tras la negativa sindical a negociar la productividad

  • La Mesa General de Negociación celebrada este viernes ha concluido sin ningún acercamiento entre las partes después de que los representantes de los trabajadores se hayan «negado a negociar el complemento de productividad»

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo denuncia la «cerrazón» de los sindicatos con representación en el Consistorio ante su negativa a negociar en el conflicto abierto por el complemento de productividad.

La Mesa General de Negociación celebrada esta mañana ha concluido sin ningún tipo de acercamiento entre las partes después de que los representantes de los trabajadores hayan puesto de manifiesto su aspiración a que la plantilla recupere la totalidad de las cantidades percibidas anteriormente por este concepto retributivo, lo que supone un desembolso que oscila entre los 220 y los 750 euros por persona.

Así, han sido rechazadas de manera reiterada todas las propuestas realizadas por el Ejecutivo local, que pretendía establecer una productividad lineal de unos 220 euros por trabajador o bien asignar de manera una cuantía ateniendo a criterios objetivos y evaluables que se han plasmado en un borrador del reglamento con el que se ha querido regular este concepto.

En todo caso, el objetivo último ha sido desde un inicio reducir el medio millón de euros anual que supone para las arcas municipales el abono de este complemento retributivo como paso fundamental y necesario para garantizar el cumplimiento del Plan de Ajuste y la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local, así como para ajustarse al Presupuesto de 2017, avalado por el Ministerio de Hacienda.

«En la sesión celebrada, este equipo de Gobierno ha mantenido como punto departida las cantidades consolidadas por cada trabajador que se recogen en un informe reciente, para desde ahí negociar una productividad lineal o específica siempre con criterios de racionalidad, pero el único planteamiento de la parte social es recuperar la productividad de origen, amparándose en la sentencia judicial recientemente emitida», han apuntado desde el Ejecutivo local.

Ante esta situación, el equipo de Gobierno solicitará nuevos informes que cuantifiquen la cantidad económica a consolidar para todo el personal para, desde ahí, concretar nuevamente la cuantía objeto de negociación.

«No renunciamos a la negociación y seguiremos intentando alcanzar un acuerdo que permita a este Ayuntamiento avanzar en su estabilidad económica y, por tanto, en la mejora de los servicios a la ciudadanía», han insistido.

Con respecto al ejercicio 2016, se ha puesto en conocimiento de la Mesa la puesta en marcha de los pasos administrativos necesarios para reintegrar las cantidades que se dejaron de devengar por este concepto desde el mes de julio por falta de consignación presupuestaria.

Sin apoyos en temas trascendentales

Por otro lado, el equipo de Gobierno lamenta la falta de respaldo de los partidos de la oposición en un asunto «trascendental para la estabilidad del Ayuntamiento, el mantenimiento de los servicios públicos y de los propios puestos trabajo».

«Parece que siguen sin ser conscientes de la importancia de sacar al Consistorio de la situación en la que se encuentra y de que para ello tienen un papel corresponsable en la toma de decisiones necesarias para ello», han concluido.